BAQUIA

Fitur 2016 y el turismo colaborativo se dan la espalda

El turismo colaborativo se mantuvo alejado de la feria de turismo Fitur, celebrada en Madrid este pasado fin de semana, a pesar de ser un sector en auge con una popularidad creciente entre los usuarios.

turismo colaborativo

Portal web de IntercambioCasas

El término turismo colaborativo, también conocido como “turismo P2P” (“peer to peer”, de persona a persona) se refiere a una nueva industria turística basada en poner en contacto a particulares que ofrecen sus servicios con los visitantes que están interesados en ellos.

Pese a ser un nuevo modo de viajar que no ha sido del todo bien recibido por una parte de la industria tradicional, los turistas lo usan cada vez más: según un informe de la escuela de turismo Ostelea, los alojamientos P2P representaron en 2014 un 25 % de la oferta total en España y fueron 7,4 millones de viajeros internacionales (un 11,4 % del total de turistas) los que se hospedaron mediante este sistema en el territorio nacional.

La ausencia del turismo colaborativo en Fitur tuvo una pequeña excepción, el portal IntercambioCasas, la versión hispana de HomeExchange, uno de los mayores portales, que compartió pabellón con la plataforma de comunicación Idealmedia durante el sábado y el domingo -los días en los que la feria se abrió al público general-. “Nuestro caso es diferente porque no hay transacciones económicas directas entre las partes”, explica Violeta Díaz, directora de IntercambioCasas en España y Latinoamérica, en declaraciones a Efe.

“Refleja una parte importante, pero hayotro turismo que, desde hace unos años está consolidándose y desarrollándose muchísimo“

Y son los propios particulares los que “lo están pidiendo”, sostiene. Por otro lado, Díaz recuerda que no es la primera vez que IntercambioCasas se deja ver en Fitur, ya estuvieron presentes el pasado año donde pudo darse cuenta de que había “mucho interés del público”, sin embargo, no ve “señales” de que la feria “se esté abriendo” a este tipo de turismo y cree que hay que aceptar que “habrá que regular la economía colaborativa”.

En ese sentido, una de las empresas más representativas del negocio del alquiler online de casas y apartamentos de uso turístico, HomeAway, tampoco estuvo en Fitur, al menos como expositor.

Su director de comunicación, Joseba Cortázar, aclaró que la firma participaba en un debate en el marco de Fitur y confirmó que HomeAway no quiere “limitar” su participación a tener un pabellón, sino que buscaba hacerlo de forma “más dinámica”.

Según Cortázar, las empresas de consumo colaborativo no tienden a participar en “este tipo de macroeventos”, aunque reconoció que las cosas “están cambiando un poco” y que lo normal sería “tratar de forma abierta la participación de empresas del sector en Fitur y en el resto de encuentros”.

Las plataformas no se sienten bienvenidas

Asimismo, aclaró que muchas de estas empresas “son ‘startups’”, por lo que el coste de tener un pabellón en Fitur es “elevado” y éstas “no tienen esa posibilidad”.

En opinión de Cortázar, Fitur refleja “parte” del turismo, “pero no todo el turismo” existente en España, y lamentó que “la aproximación al turismo colaborativo” por parte del turismo tradicional “no es acertada”, al tiempo que exige tener “una mente un poco más abierta a la hora de tratar el tema”.

Cortázar criticó los primeros contactos de Fitur con este sector incipiente: “Fitur ha dado lugar a hablar del consumo colaborativo, pero de forma tímida, y se ha hecho, en la mayoría de los casos, considerándolo como algo negativo y amenazador”, aunque “no hablaría de discriminación”, sino de “desconocimiento”.

Por su parte, la directora de Fitur, Ana Larrañaga, confirmó que no recibieron ninguna solicitud por parte de las empresas de economía colaborativa, y no dudó en asegurar que todas aquellas empresas colaborativas ligadas al turismo y que cuenten con autorización y licencias en vigor “siempre” tendrán espacio en futuras ediciones.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos



Comentarios