BAQUIA

El valor de las cosas

Hace apenas algo más de un año, las acciones de un conocido Banco estaban a 15 Euros. Hoy sobreviven sobre los 5. Dos tercios de pérdidas en menos de 14 meses. Creo que es hora de que los inversores entiendan que ya no existe la “seguridad” de una buena inversión y que si se busca seguridad hay que aceptar una muy baja rentabilidad.

La banca está acostumbrada a valorar activos del pasado y prestar en base a los mismos. No entienden el valor de una empresa en pérdidas pero con un gran porvenir por tener un modelo de futuro. No saben como valorar una inversión que no produce ingresos durante cierto tiempo porque, como en el caso de DAD, depende de la venta de participaciones que se hacen en el momento justo y no antes.

Uno de los graves problemas de hoy es que la banca está como un luchador sonado al que la campana le suena constantemente pero que no sabe si indica el final del combate, el comienzo de uno nuevo o simplemente que está ya en el hospital. No entienden lo que está pasando a su alrededor,  los valores que consideraban fijos se tambalean, inversiones en papel  “triple AAA” no valen nada o han perdido el 90% y, no, no saben como explicárselo a sus clientes porque, entre otras cosas, siguen sonados.

Desde luego, prefiero la banca española que, probablemente gracias al Banco de España y a la CNMV, parece haber esquivado buena parte del temporal. Que un banco como el Deutsche haya perdido más de 3.000 millones de euros y que el Santander haya rozado los 9.000 de ganancias no nos viene mal pero ¿Cuando se traducirá, por parte de la Banca es un cambio de actitud y una comprensión de que su futuro pasa por dar soporte a empresas del futuro?


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos



Comentarios