BAQUIA

¿Proyecto o negocio?

Un gran proyecto puede no ser un negocio. Me explico, un proyecto puede tener las características de gran atractividad para una empresa o para una serie de clientes concretos de un sector específico pero no por ello es siempre un negocio.

Muchos emprendedores me visitan con un gran proyecto en el que, sin embargo, no veo un gran negocio de Internet. Por ejemplo, el proyecto, teniendo mucho sentido, requiere una inversión muy importante de dos o tres empresas concretas y solo así es rentable. Lo más lógico es venderles a dichas empresas el proyecto y ver luego si se puede convertir en negocio, pero nadie en su sano juicio invierte en un proyecto a ver que pasa. Lo más curioso es que, en muchas ocasiones, cuando se lo explico, lo entienden a la primera y se quedan con cara de ¿porqué no se nos ocurrió a nosotros?.

Es sencillo, si buscas un negocio y te sale un proyecto, muchas veces no entiendes la diferencia hasta que alguien, desde fuera, te lo hace notar. Un proyecto hay que venderlo a un par de clientes antes de poder darle el valor que se merece y un negocio puede arriesgar en varias direcciones hasta encontrar su formato final y ser un gran negocio.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos



Comentarios