BAQUIA

¿A que velocidad funciona el mundo?

La verdad es que, cada día más, siento el mundo a mi alrededor como frenado. No se si es que yo voy demasiado depresia o que el resto del mundo está sesteando. Me refiero claro al entorno tradicional de negocio. Su forma de comunicar, lo que tardan en hacer nada, los espacios entre pregunta y respuesta, la forma en la que enfocan las reuniones. Todo me parece lento.

¿Estoy obsesionado con la efectividad? ¿es necesario trabajar a otro ritmo? No se, pero desde que tengo toda mi informática en la nube y utilizamos Google Apps que tengo sintonizado con mi iPhone, estoy siempre contectado y mi único problema es la batería de éste que, una vez en red WiFi o en 3G se la bebe y me deja sin conexión en 6 o 7 horas. Me estoy acostumbrando a llevar un conector eléctrico a todos lados.

Los jóvenes que trabajan por primera vez me lo cuentan con frecuencia. Envían un correo electrónico y o no reciben respuesta o lo hacen a los 10 días cuando ya se habían olvidado de su envío. En este mundo conectado los tiempos de respuesta tienen que ser otros y aceleramos a los demás o será mejor que nosotros frenemos nuestro ritmo en beneficio de nuestra salud.

Ahora entiendo eso de “ir a pedales”…


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios