BAQUIA

La venta de una participación

Cerrar una operación, tanto de compra como de venta, sobre todo si se trata entre compañías de distintos paises es un horror. La documentación rara vez baja de 100 páginas, normalmente, están involucradas dos o tres bufetes de abogados y los socios tienen que ponerse de acuerdo en cada párrafo.

Desde el momento en que se ha llegado a un acuerdo de venta o compra hasta que esta transaccion se cierra pueden pasar fácilmente, tres meses. Una cosa es ponerse de acuerdo en lo que se quiere y otra, bien distinta, conseguir que los abogados de todas las partes lo plasmen a satisfacción de todos.

Luego, probablemente, los firmantes estén en varios sitios diferentes y tengan que concurrir en un Notario en un momento puntual que hay que coordinar y ajustar bien. Es muy común que, incluso en el mismo Notario, surjan dudas de última hora para el cierre de la operación.

Las start-ups se van acostumbrando a medida que captan nuevas rondas de capital y tienen que poner de acuerdo a todos sus socios y coordinar con los nuevos inversores la ampliación de capital.

Os aseguro que, sin buenos abogados, es imposible. En realidad, si se leyeran todas las cláusulas y se estudiara sus últimas implicaciones, no habría forma de cerrar un trato. Al final se trata de aceptar que siempre se asume un riesgo de una manera u otra.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos



Comentarios