BAQUIA

¿Apocalipsis económico?

Leo Cano nos comenta en mi anterior post:

\”No sé si eso será el siglo XXI o no. Lo que sí tengo claro es que has descrito el apocalipsis económico, el colapso total del sistema.

(( con vuestro permiso, me salgo de los aspectos puntuales del día a día de nuestras vidas, y nos ponemos el sombrero de filosofar -aunque algo similar creo recordar haber dicho por aquí antes- ))

Si todos los productos y servicios acaban dominados por megaempresas en un enfoque comercial transaccional del bajo coste -la visión de Rodolfo-, estaríamos hablando sin duda de una eficiencia y productividad de escala planetaria. Un escenario donde \”muy pocos\” producen todo lo necesario para \”todos los demás\”.

Pero eso significa una cosa: Si sólo hay trabajo para un 10% de la población y la única fuente de ingresos es el trabajo ¿de donde van a salir los consumidores?

El incremento de la productividad lleva parejo el colapso del sistema capitalista: Las empresas empiezan a estar desesperadas buscando \”consumidores\” de sus bienes y servicios. Una tendencia hacia la concentración y producción a bajo coste en escalas masivas en todas las áreas es la maximización de esa tendencia, y es auto-contradictorio, porque nos conduce a un mundo de \”sobreabundancia de bienes\” pero con \”falta de consumidores\”.

De hecho, hoy por hoy, en España, sólo hay trabajo para las personas entre 25 y 45 -funcionarios aparte- y con ellos SOBRA para producir todo lo producible. Esto es un hecho, aquí y en todas partes, y por eso los países buscan \”vender fuera\” (o en alguna parte) porque el problema es encontrar consumidores.

Tendencia que irá a más: Yo creo que ahora basta con que trabaje 1/3 de personas en edad laboral para producir todo lo necesario para el 100%, pero dentro de poco ira a ¿peor? ¿mejor? porque bastará 1/5 de personas para producir todo lo necesario.

RESUMIENDO:

El siglo XXI aparece como una luz brillante con las posibilidades de los nuevos medios y tecnología … pero puede ser la luz de una implosión total del sistema capitalista.

Porque el sistema capitalista funciona para gestionr la escasez, pero es incapaz de gestionar la abundancia (de hecho, la abundancia de cualquier bien o servicio, en vez de ser una bendición para los seres humanos, genera una crisis y pobreza … más absurdo no puede ser …) Un cordial saludo.

POSDATA:
La idea de que los emprendedores crean trabajo y riqueza es cada vez más falsa. No se contrata \”a más gente\”. ES la misma gente de un sitio para otro: los nuevos negocios cierran a los viejos, y en proporción contratan a menos gente de la que han echado a la calle. El \”colmo\” de la productividad perfecta sería tener 100 trabajadores y con ellos y la tecnología ocupar un sector entero económico (más o menos lo que hace Google con su sistema de anuncios automatizados) lo que significa dejar sin trabajo a millones de personas en el sector.

El gran reto del siglo XXI es ¿como podrá el sistema de produccion-consumo seguir funcionando si al mejorar la producción reducimos la capacidad de consumo? (efecto global planetario, que puede no verse temporal y localmente, pero real a escala global)

No hay que ser un genio (creo yo) para ver esta auto-contradicción.

Pero es una auto-contradicción A LARGO PLAZO y la mentalidad política actual no mira más allá de 4 años vista, del coche oficial, y de la pensión asegurada por un escaño en algún congreso o senado nacional, regional, europeo -o donde repartan sueldos gratis-

Saludos otra vez.\”

Mi comentario.-

Creo que no van por ahí los tiros, Leo. Estoy de acuerdo contigo que, en una Economía de la Abundancia, los parámetros de siglos anteriores desaparecen, pero no por ello desaparecen todas las empresas de siglos anteriores. Los seres humanos y , con ellos, las empresas, evolucionan cada día más rápido.

Estoy de acuerdo contigo que habrá mega-empresas que dominarán -durante poco tiempo porque las franquicias ya no permanecen- espacios completos sin competencia pero, como siempre en épocas anteriores, millones de emprendedores primero y empresarios después, crearán empresas innovadoras que serán PYMES primero pero que alguna terminará dominando un segmento, que complementarán los nuevos espacios que se generan cuando aparecen nuevos campos de acción, modelos de negocio dispares y necesidades personales sin satisfacer.

Mi mundo del Siglo XXI tiene menos de 100.000 grandes empresas y cientos de millones de PYMES, algunas de ellas unipersonales. Habrá mucho empleo nuevo y, el mejor, será el que uno haya creado para si mismo.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos



Comentarios