BAQUIA

Pinterest dejará que quitemos nuestro contenido

Pinterest es la sensación del momento. Aunque está en modo de pruebas y sólo se crean usuarios por invitación, tiene 10 millones de usuarios, en buena parte aficionados a manualidades y a la cocina. Es la startup más comentada, y como no puede ser de otra manera, con la fama vienen las críticas.

En concreto, la principal objeción a Pinterest es que su modelo (en el que los usuarios cuelgan cosas que les gustan de otras páginas, como si de un álbum de recortes se tratara) implica tomar contenido ajeno y ponerlo en otra plataforma sin preguntar, con sus consiguientes complicaciones por propiedad intelectual.

Aunque siempre podemos señalar que los enlaces suponen tráfico y fama para los creadores del contenido, sí es cierto que el primer vistazo se queda dentro de los confines de Pinterest, y no son muchos los que hacen el clic a la fuente.

Para resolver el entuerto, la empresa ha lanzado un sistema de "opt out", en el que los responsables del blog o la página citada pueden evitar que su contenido aparezca en murales virtuales. Los que quieran mantenerse al margen de la plataforma tienen que introducir un breve código en el header de su página web, disponible en la sección de "ayuda" de Pinterest.

Como sólo alguien con acceso a la configuración de la página puede añadir el código, se entiende que un espontáneo no puede vetar por error o maldad el contenido de alguien que sí quiera aparecer en los corchos ajenos. Otra cuestión es cuántos de los que aparecen en Pinterest quieren de verdad evitar esa fuente de tráfico.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios