BAQUIA

Alégrate del éxito de otros

A mí me alegra especialmente cuando sé que un amigo ha triunfado con su empresa. No se me ocurre pensar "Qué suerte ha tenido", sino "Se lo merece, se lo ha currado y ha creado algo verdaderamente bueno que merece la pena". Su éxito es merecido y me alegro mucho por él y sus co-fundadores -si los ha tenido-.

España necesita, como es habitual en EEUU, modelos de éxito que los jóvenes quieran emular. Cuando consigamos que las nuevas generaciones idealicen a un Amancio Ortega en vez de a un futbolista o un cantante, habremos dado un gran paso en la dirección adecuada.

España necesita emprendedores de mucho éxito, pero eso es muy difícil si seguimos en la tónica del "qué suerte tiene". La suerte se la tiene uno que buscar… y pintándola calva, hay que cogerla por los pelos.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios