BAQUIA

Se aprende mucho metiendo la pata

Lo que me gusta de este artículo es lo mucho que muestra de todo lo que puede ir mal en una empresa que se crea de cero y lo común que me resulta la historia. He tenido docenas de entrevistas con gente con planteamientos similares al que relata el artículo.

¿Qué aprendió nuestro protagonista? Según sus propias palabras, "Que es muy difícil hacerse rico vendiendo un solo producto. Que un margen del 150% no significa nada cuando estás hablando de 75 céntimos por producto vendido y que había que vender muchos llaveros de coste 50 céntimos y precio de venta a 1,25 dólares solo para pagar las facturas del teléfono".

También es bueno leer su camino y la cantidad de impedimentos que tuvo que superar y costes ocultos que tenía el negocio y que no había previsto. Que alguien te diga, "¡Qué maravilla, con esto te vas a hacer rico!" hay que tomárselo con mucho tiento… Buena lectura.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos



Comentarios