BAQUIA

Cuidado si se te estropea un HTC One: no se puede reparar

Ifixit

El HTC One es el smartphone estrella de la firma taiwanesa, y uno de los modelos que más llamaron la atención en la última edición del Mobile World Congress. Pero además de conocer las características externas y el software de este teléfono, también es interesante conocer su interior.

Por ello, desde Ifixit.org, una conocida web dedicada al "tuneado" de teléfonos, se han tomado la molestia de destripar el One, para determinar y comparar el grado de dificultad al que se enfrentan los técnicos a la hora de arreglar el teléfono.

Para el análisis, escogieron al HTC One y la Blackberry Z10. El smarthphone de Blackberry sorprendía a los técnicos por la facilidad con que ser puede manipular, con tornillos universales y piezas desmontables, ganándose un 8 en el índice de "reparabilidad"; sin embargo, con el One ocurrió todo lo contrario: el teléfono de HTC se lleva un 1, la nota más baja otorgada nunca por Ifixit, que explica que abrir y reparar el teléfono es “muy, muy complicado”.

Para tomar la decisión, se basaron en los problemas que les presentó no solo abrir el teléfono -tarea que les llevó más de media hora-, sino acceder a la batería y a algunas piezas del interior.

Uno de los primeros problemas con los que se encontró el equipo, además del tiempo empleado, fue que al separar la carcasa de aluminio del resto de los componentes, la tapa de plástico que la recubre se deforma, de modo que es imposible que vuelva a tener el aspecto impecable del original.

Además, hay otros detalles que dificultan la reparación. Por ejemplo, el complicado ensamblaje de la pantalla, la capa de cobre que recubre algunos componentes y el difícil acceso a la batería, que se encuentra situada debajo de la placa base.

Por todo ello, desde Ifixit han declarado al HTC One como un teléfono no pensado para abrir, y por tanto, no apto para arreglar. Así que, a no ser que existan técnicos más mañosos con este teléfono, los usuarios de este smartphone que tengan alguna complicación tienen, si no nulas, sí escasas posibilidades de repararlo: trátenlo con suma delicadeza.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios