BAQUIA

¿Está subestimado el social media? Errores frecuentes de pequeñas y grandes empresas

A estas alturas, ya no cabe duda de que las redes sociales son una herramienta muy poderosa, que si bien es fundamental para las empresas hoy en día, lo será aún más en un futuro cercano.

Basta con echar un ojo a las estadísticas sobre la utilización de las redes sociales por parte de los usuarios: las personas pasan aproximadamente 32 horas al mes conectados a Internet, y el 27 por ciento de ese tiempo es invertido en las redes sociales. Por lo tanto, alrededor de 16 minutos de cada hora que pasan en línea, son destinados a las redes sociales.

Efectivamente, con esas cifras es cada vez más difícil subestimar el poder de las redes sociales en las campañas de marketing de las empresas. Sin embargo, son muchas las empresas que cometen errores habituales en sus campañas de social media. Podemos diferenciar estos errores frecuentes en dos grupos: aquellos habituales en las grandes empresas y aquellos comunes en la mayoría de las empresas pequeñas.

         

El error más común en las grandes empresas tiene poco que ver con no utilizar las redes sociales. Las grandes marcas ya han desarrollado por completo una consciencia hacia la importancia de estar presente en las redes sociales. Sin embargo, a pesar de que el esfuerzo por realizar actualizaciones constantemente es común en la mayoría de grandes empresas, muchas de ellas están dejando de lado una parte fundamental del proceso: el compromiso.

Muchas grandes marcas programan sus tweets y mensajes de Facebook, que son publicados de forma automática durante la mayor parte del tiempo. De esta manera, dejan de interactuar con sus seguidores y con los clientes potenciales. El resultado de esto es una reducción del compromiso a niveles ínfimos. Lógicamente, este tipo de estrategia ayudará a la optimización de motores de búsqueda, pero difícilmente favorecerá la construcción de relaciones, que es en definitiva uno de los aspectos más importantes de las redes sociales.

Por su parte, las pequeñas empresas tienden a subestimar en valor de las redes sociales. Por un lado, están aquellas que piensan que invertir su tiempo y su dinero (ambos bastante limitados) en las redes sociales no es efectivo, y por otro, existen aquellas que aunque entienden la importancia de las redes sociales, no les dan la prioridad adecuada y no dedican el suficiente esfuerzo a interactuar con sus seguidores.

En definitiva, aunque los errores son diferentes, los efectos son esencialmente idénticos: las redes sociales no son utilizadas de manera eficaz y el negocio se ve perjudicado, especialmente en un futuro. Y tú, ¿subestimas el poder de las redes sociales en tu negocio?
 


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios