BAQUIA

Los 3 principales desafíos para los portales de ecommerce en 2014

Si eres el encargado de gestionar una tienda online, es posible que estés celebrando unos buenos resultados derivados de tu campaña de Navidad. En ese caso, te animamos a brindar con champagne y sobretodo, a compartir con nosotros tus claves para una buena estrategia de ecommerce. Pero si, por el contrario, Papá Noel no pasó a comprar mucho por tu tienda, es el momento de revisar tu estrategia en busca de errores. No te preocupes, aunque ya sea algo tarde para hacer de tu comercio algo atractivo para los Reyes Magos, aún estás a tiempo de prepararlo todo para empezar con buen pie el próximo año y conseguir unos buenos resultados en el 2014.

Ecommerce 2014

Por lo general, los pequeños portales de comercio digital suelen caer en los mismos errores. Por ello, en Baquía hemos recopilado los tres grandes retos que los minoristas de Internet deberán afrontar en los próximos meses:

Los envíos lentos o costosos: uno de los principales motivos del abandono de carritos.

Si tus productos tardan más de 5 días laborables en llegar a su destino, o si los gastos de envío son ridículamente elevados y no ofreces la posibilidad de envío gratuito para pedidos inferiores a 80 euros (aseguro haber visto cosas así), es bastante probable que hayas perdido más de un cliente estas Navidades. ¿Por qué iban a pagar más de lo necesario por tu producto, que además podría no llegar a tiempo para la fecha en la que lo necesitamos? Vale, no somos Amazon, pero tampoco es conveniente descuidar estos detalles.

Hace pocos años, los portales de ecommerce eran una opción más desconocida, y los usuarios que se decantaban por ellos conocían sus desventajas, y asumían a la perfección unos tiempos de envío más largos y unos gastos mayores ya que esto era compensado por la calidad, la originalidad o el ahorro en el precio de los productos con respecto a las tiendas físicas. Sin embargo, en la actualidad, la competencia en este sector se ha disparado, y los portales de ecommerce deben trabajar duro por diferenciarse de los demás proporcionando un servicio y una atención al cliente impecable. Lo ideal sería poder ofrecer el envío gratuito (lógicamente, a partir de un mínimo de compra razonable y unas restricciones en cuanto al peso del pedido), y que este estuviera en manos de nuestros clientes en un máximo de dos o tres días.

Una buena opción para mejorar el servicio de nuestro ecommerce al mismo tiempo que fidelizamos al cliente, sería poner en marcha un servicio de suscripciones al más puro estilo Amazon Prime. Por 80 dólares al año, los clientes de Amazon Prime pueden disfrutar de un mejor servicio, sin tener que pagar gastos de envío y con un tiempo de entrega menor. Asociarse con otros minoristas también puede ser una buena opción para reducir los gastos derivados de la mejora del servicio e intentar superar este reto.

El m-commerce o comercio móvil ya no es una utopía. Deja de ignorar esta tendencia y sácale el máximo partido.

Según las últimas cifras relacionadas con el comercio móvil, aunque la compra final aún no se haga mediante el smartphone, más del 70% de los usuarios del mismo lo utiliza para buscar y comparar precios. Esto, lógicamente, deberá derivar de forma lógica en la compra final. Hacer que los clientes pierdan el miedo a las nuevas tecnologías es una tarea que corresponde en parte a los portales de ecommerce, que deberán adaptar su diseño y su usabilidad para facilitar tanto la búsqueda de productos como el pago a través de tablets o smartphones.

Además, según IBM, el 17% de las transacciones de comercio electrónico en EEUU durante la temporada de Acción de Gracias provenía de dispositivos móviles. Por último, según las predicciones, las cifras del uso de estos dispositivos y el gasto en ecommerce a través de ellos para el año 2014 son mucho más elevadas. Es por eso que el m-commerce ya no debe ser tomado como una simple y curiosa novedad, sino como una necesidad para el próximo año.

Mejorar la personalización. Para ello, podemos ayudarnos del Big Data.

La personalización podría convertirse en una importante ventaja competitiva para nuestro negocio. Mejorar esta característica puede resultar bastante sencillo, y los resultados podrían llegar a ser bastante notables. Uno de los puntos más sencillos por los que podemos comenzar a personalizar el servicio de nuestro ecommerce es nuestra campaña de email marketing. Debemos segmentar nuestra campaña de marketing por correo electrónico, de manera que estas aborden a los clientes por su nombre, o incluso con productos y ofertas relevantes basadas en sus preferencias.

Para asumir este reto, el departamento de marketing de nuestro ecommerce tendrá que dedicar más tiempo y esfuerzo para recopilar información significativa sobre los intereses de los compradores. Sin embargo, podemos facilitar este proceso gracias a otra de las tendencias que, según las predicciones de IDC para el 2014, también dará mucho que hablar en el próximo año: el Big Data. En el comercio electrónico, los minoristas que utilicen Big Data podrán manejar más grandes volúmenes de datos que recopilen información importante para así tomar mejores decisiones en su estrategia.

Y para ti, ¿cuáles son los principales desafíos a los que los portales de ecommerce deberán plantar cara en el 2014?
 


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios