BAQUIA

A Windows 2000 le quedan nueve meses de vida

Llegó al mundo hace apenas dos años, es decir que está en su mejor momento como sistema operativo, pero en Redmond han decidido que a partir del mes de abril de 2003 Windows 2000 se deje de vender, y ya están presionando para que los fabricantes de computadoras personales dejen de ofrecer Windows 2000, o el sistema dual Windows 2000/Windows XP preinstalado en las máquinas. Todo vale con tal de que Windows XP arraigue y se convierta en lo que Gates sueña.

Esta decisión, que puede que a Microsoft le favorezca de cara a sus estrategias de futuro, le pone las cosas más difíciles a todos los demás participantes de la historia. Por una parte, los fabricantes de PCs pierden la posibilidad de preinstalar un software que les sale mucho más barato que el que la compañía de software más grande del mundo desea que alberguen las máquinas. Por otro lado, tampoco beneficia a todas las empresas que estaban migrando a Windows 2000 o que acababan de hacerlo (nada raro teniendo en cuenta que se suele esperar uno o dos años para comprobar si un sistema operativo es fiable o para amortizar el software anterior).

Puede que la compañía de Gates esté en todo su derecho de adoptar esta postura si quiere quitar del mercado un producto para favorecer a otro, pero teniendo en cuenta el poder que ostenta debido a su situación de casi monopolio, la ética de dicho procedimiento es discutible. Quizás insistiendo en este tipo de prácticas, tan costosas para sus clientes, lo que esté haciendo sea abrir unas cuantas puertas a la mayor implantación de Linux.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios