BAQUIA

Alternativos en Red: La corriente alterna

Parecen malos tiempos para Internet: el Nasdaq se despeña cada dos por tres, las tecnológicas parecen haberse subido a una montaña rusa, los dotcomers han dejado de ser especie privilegiada en Silicon Valley y los despedidos del mundo Internet se cuentan por millares. Pero, ¿realmente está tan mal el sector?

No andará tan mal la cosa cuando cada día nacen nuevas empresas y proyectos en la Red, se crean nuevos fondos de inversión, aunque mejor cimentados, y el mundo entero anda preocupado por no quedarse a la zaga en la Sociedad de la Información. Y es que cuando el río suena agua lleva. Algo grande deberá estar pasando cuando nadie quiere perderse el tren Internet, y menos en el mundo de los medios. Cada día aparecen nuevas publicaciones digitales a las que se añade una nueva experiencia: Lacorrientealterna.

Pero, ¿y eso qué es?

Pues hoy día apenas nada, pero es que acaba de nacer: la Sociedad Anónima creada para montar Lacorrientealterna se constituyó oficialmente el 30 de enero de 2001. Pero prepárense a escuchar este nombre pues probablemente tendrá pegada. Puede que ni sus creadores sepan muy bien el alcance que va a tener el proyecto, que parte de un puro experimento, pero potencialmente tienen los medios, nunca mejor dicho, para que el nombre resuene por todos los rincones, tanto dentro como fuera de la Red.

Oficialmente definido por sus creadores como \’plataforma alternativa de comunicación para difundir una cultura, libre, crítica y urbana\’. Como postulado suena bien, pero ¿en qué se traduce en la práctica? De momento, el primer paso en esta experiencia ha sido crear un diario digital, que según reza su ideario, nace para contar \’lo que otros no cuentan y para encontrar lo que otros callan, con independencia del poder político y de grupos mediáticos. Información sin censuras\’.

A simple vista parece un objetivo quimérico en un panorama definido por un entramado de intereses, tecnología y gigantes mediáticos, en el que la palabra independencia suena casi a utopía. Pero rincones donde tan rara especie se cultiva quedan, y la Red, es uno de los mejores ejemplos.

Padrinos de lujo: una de amiguetes.com

¿Y de dónde sale la pasta? Pues de socios de lujo. La verdad es que de un rápido vistazo a la lista de los 91 fundadores actuales, saltan nombres nombres de socios con un alto potencial mediático, empresarial o cultural que une a todos por un eje común: el hecho de ser voces de gran peso en su ámbito de influencia en la sociedad española. Así podemos encontrar como parte del accionariado desde Javier Bardají hasta Mikel Lejarza, de Emilio Aragón a Belén Rueda, de Pepe Oneto a Álex Grijelmo o Juan José Millás, de Miguel Barroso a Alberto Cortina, de Arguiñano a Gurruchaga pasando por Almodóvar, de José Miguel Monzón (Gran Wyoming) a Nancho Novo, de Chema Conesa a Juanjo de la Iglesia… Y suma y sigue.

Pero influencia es poder, y el poder normalmente se traduce en dinero. ¿Qué mueve realmente a tantas figuras de peso mediático-cultural o empresarial (incluso a reconocidos opuestos) a compartir este barco de alto voltaje? Mikel Lejarza lo tiene claro: \”Vamos a ganar dinero\”. Si él, que sabe un rato de Internet y de televisión lo dice, seguro que dinero habrá. Javier Bardají sonríe y comenta: \”de momento, tal y como está Internet me conformo con no perderlo\”. Y hace un guiño. \”Es algo entre amigos, pretendemos pasarlo bien\”.

Números, acuerdos y componendas

El panorama gris de la Red puede ser sólo una reacción normal, que empiece a poner las cosas en su sitio, ante la desmedida euforia que en su día asoló el sector. Lo que está claro es que la Red se consolida como un medio de relación en el que, si no estás, casi no existes. Lacorrientealterna nace con un capital inicial de 800.000 euros, y se ha aprobado una ampliación de capital de hasta 2 millones de euros. El capital proviene de aportaciones individuales de cada socio de un máximo de 3.000 euros por persona. Grandes grupos abstenerse. Aunque como a nadie escapa, hay nombres en la lista, que no necesitan de su participación como grupo, a buen entendedor…

Aunque el modelo es clásico en cuanto a Internet se refiere, pues los ingresos provienen de venta de publicidad (banners), comercio electrónico, sindicación de contenidos y patrocinios; \”el negocio se sustenta más en la vieja economía\”, según comenta Sergio Dinke, director gerente de Lacorrientealterna, \”estamos muy pegados al suelo. Somos pequeños, con un modelo económico conservador y la cabeza bien fría\”. Por ello espera que en un año o año y medio el invento empiece a dar beneficios.

Algo más que un diario

Lacorrientealterna se autodefine como \’plataforma alternativa de comunicación\’, y tal y como dice Dinke, \”el diario digital es tan sólo el primer paso. Tras esto habrá muchas otras acciones que conectarán diversos medios\”. Mikel Lejarza va más lejos: \”Se trata de crear una marca, dentro y fuera de la Red. Primero será Internet, pero la idea es crear un espacio diferente, que por supuesto ocupará su lugar en la tele, en la línea de Caiga Quién Caiga\”.

O sea que, tras la marca, vendrá la venta del producto. Dinke comenta que lacorriente va dirigida \”a jóvenes de nivel alto o medio-alto, no sólo desde la perspectiva económica, sino también en cuanto a inquietudes culturales, y sobre todo, recalca, de carácter progresista. Ya hay acuerdos con distintos establecimientos, por ejemplo con la FNAC para vender libros o discos con reseñas especiales a través de nuestra web. También nosotros les venderemos contenidos\”.

Ser alternativo, ¿moda o estilo de vida?

Está claro que vivimos en la era de las marcas y que la idea puede que funcione, es decir, pueden entremezclar medios y crear canales de comunicación que sean efectivos. Pueden crear una marca que permita reconocer que si compras, lees, consumes o te adhieres a algún producto \’Lacorrientealterna\’, se identifique con los gustos de un público objetivo predeterminado y que como producto de marketing, funcione a la perfección y satisfaga las demandas de los usuarios.

Crear una corriente de pensamiento u opinión alternativa e independiente, parece una compleja tarea que plantea algunos problemas que no parecen de fácil solución. Basar un producto en la moda o la idea de \’ser alternativo\’, quizá produzca el efecto contrario, es decir, que por haberse fabricado bajo ese marchamo, de antemano ya pertenezca a algo, a esa pretendida alternancia.

Aún así, siempre es bien recibida la iniciativa de lanzar proyectos nuevos y arriesgados en la Red, máxime si nacen con el noble fin de su ideario de fomentar la libertad de expresión. Los medios realmente alternativos, sirvan Indymedia, Slashdot o Barrapunto como meros ejemplos, no suelen estar concebidos como un negocio, ni mucho menos provienen de manos tan influyentes como las que han creado Lacorrientealterna. Habrá que observar el camino que toma esta alternancia premeditada y constatar, si realmente se convierte en una plataforma de promoción de una cultura crítica y libre o en una plataforma comercial basada en la comercialización de un tipo de información y alternancia que la sociedad realmente demanda. Al menos el beneficio de la duda. Veremos.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios