BAQUIA

Auna, con varios frentes abiertos

Semana movida para Auna. En el frente de la telefonía móvil, su filial, Amena, ha tenido que replantearse su estrategia para el año que viene, en vista del sorpresivo lanzamiento de la oferta de móviles y servicios UMTS que ha hecho su rival Vodafone. Probablemente, Amena se verá obligada a cambiar sus planes de negocio para 2005, y adelantar unos meses el lanzamiento de su oferta de Tercera Generación.

En el plano financiero, Auna lanzó una oferta la semana pasada para comprar a su competidor Ono por 2.400 millones de euros, que ha sido rápidamente rechazada pero que queda sobre la mesa, como mínimo durante un mes. Además, un grupo de inversores de capital riesgo inglés prepara ya una oferta para comprar la totalidad del grupo Auna con el objetivo de construir, desde esta base, un competidor real para Telefónica, constituyéndose como un operador integrado que ofrezca servicios de telefonía fija, móvil e Internet. De momento, se baraja una primera cifra de 11.000 millones de euros, aunque se va acercando a los 14.000 millones en que pretenden valorar la empresa sus actuales propietarios.

El BSCH de Emilio Botín sigue teniendo una buena parte de las claves de este embrollo. El banco posee el 26% del capital de Auna y el 18,3% de las acciones de Ono. Además, Joan David Grimá. vicepresidente y consejero delegado de Auna, es también director general del Banco de Santander, por lo que es lógico pensar que la operación se lanzó con el visto bueno y el respaldo de la entidad bancaria. Tras el rechazo de Ono a la oferta de compra por Auna, el Santander queda en una posición un tanto delicada, y aunque ha asegurado que piensa mantenerse neutral en la operación, a buen seguro no será para perder dinero.

La compra del Abbey National Bank es ahora el gran reto del banco de Botín, del que no es de esperar que sus aventuras en el sector de las telecomunicaciones tengan para él la misma prioridad que las altas finanzas. ¿Será este el momento de dar marcha atrás? Con Don Emilio es difícil predecir movimientos. Siempre juega con un buen control de la baraja, y si hay un buen margen por medio, será fácil convencerle de que sea otro el que intente hacerle la competencia a Telefónica.

Auna tiene un par de meses muy interesantes por delante. El mercado y los competidores no paran para dejarles pensar.

También en Baquía:


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios