BAQUIA

Bertelsmann se crece y asegura que la música gratis desaparecerá

Alentadas por la decisión que tomó ayer por el juzgado de apelación número 9 de San Francisco, en la que se condenaba a Napster por atentar contra los derechos de autor, aunque no se la obligaba a cerrar, han surgido las primeras reacciones.

Desde Bertelsmann, gigante multimedia que alcanzó un acuerdo con Napster (y que avisó que a partir de junio lo convertirá en un sitio de cobro) ha dado la cara Andreas Schmidt, su responsable de comercio electrónico. Y lo ha hecho soltando esta perla:

Dudo que a la larga existan servicios de distribución gratuita de música

Palabras que contradicen las de la mayoría de usuarios y conocedores de la Red, que vivieron la jornada de ayer con más resignación que preocupación. Son conscientes de que Napster ha sembrado la semilla de una revolución que no ha hecho más que empezar. A pesar de que acaben con el líder, las ideas se mantendrán.

“Cuando cerramos el acuerdo con Napster, nunca nos preocupamos de las acciones legales que se habían emprendido contra la empresa, sino en el servicio que ofrecía. Ocurra lo que ocurra en el aspecto judicial será algo que no afecte a nuestra posición\”, ha añadido. Algo que nadie pone en duda. Lo más discutible es que los 60 millones de usuarios que se conectan a Napster para bajarse canciones estén dispuestos a pagar por un servicio que se puede encontrar con sólo cambiar de dirección.

  • En The Standard

Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios