BAQUIA

CMGI vuelve a los beneficios tras su reestructuración

Los cambios en la dirección —Thomas Oberdorf reemplazó a George McMillan como Chief Financial Officer (CFO), después de que éste asumiera el cargo de CEO, sustituyendo a David Wetherell— y, sobre todo, la profunda reestructuración que está finalizando han llevado a la otrora exitosa incubadora a corregir las espectaculares pérdidas de 2001. \”Aunque debemos seguir conteniendo los costes, ahora prestaremos más atención y recursos a los ingresos y la expansión de los negocios\”, afirma George McMillan.

Los beneficios de CMGI en su segundo trimestre fiscal ascendieron a 15,2 millones de dólares —gracias en buena parte a los 133 millones que entraron tras su retirada de Compaq—, un dinero que adquiere su verdadero valor al compararlo con los 2.500 millones de dólares perdidos en el mismo trimestre del periodo anterior. Sin embargo, los ingresos bajaron a 210,8 millones de dólares, desde los 342,7 millones del año anterior. Además, predice que para todo el año no alcanzará los 900-950 millones de dólares de facturación estimados anteriormente, quedándose en unos 825 millones.

A finales de los 90, CMGI era una de las incubadoras de mayor éxito, lanzando varios proyectos a la Red que le daban sustanciosos dividendos en espectaculares OPVs. Sólo en 1999 y a través de @Ventures —su brazo de capital riesgo que sigue activo, aunque sólo invierte unos 3 millones de dólares por trimestre—, CMGI realizó más de 35 adquisiciones en Internet. Pero el crash de las puntocom afectó a sus incubadas, que se convirtieron pozos sin fondo poco rentables.

La compañía, que mantiene en sus filas a empresas como uBid.com, SalesLink, AltaVista, Engage, YesMail o NaviSite, llegó a cotizar a 326,43 dólares por acción en enero de 2000 (163 teniendo en cuenta un posterior split). En esa fecha, sólo su 18% en Lycos, posteriormente vendida a Terra, valía 1.300 millones de dólares, cuando la inversión inicial, en 1995, fue de sólo 3,2 millones de dólares.

Dos años más tarde sus títulos se pueden comprar a 1,70 dólares, tras perder un 6,08% en el último cierre: los inversores valoraron más la rebaja en la predicción de ingresos que los beneficios obtenidos después de meses de tremenda pérdidas.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios