BAQUIA

Construcción del criterio de conveniencia en los dispositivos móviles (II)

El criterio de conveniencia en los dispositivos móviles engloba aquellos factores cuya importancia es fundamental a la hora de discriminar entre el éxito o el fracaso de una aplicación móvil. Entre estos factores, destacan fundamentalmente: 

A: Una velocidad de transmisión adecuada.
En un documento publicado por Nokia, líder mundial en la fabricación de dispositivos móviles, existe un cuadro en el que se explicita la relación entre la profundidad y la calidad de la experiencia del usuario móvil de datos en función a la velocidad de transmisión a lo largo de su historia. Y como es lógico, esta historia se remite más al futuro que al pasado. Según el fabricante finlandés, la experiencia del usuario móvil de datos comenzó incipientemente con las tecnología de transmisiones GSM o de segunda generación. Así, cuanto mayor es el grado de evolución de las tecnologías inalámbricas, mayores son los servicios que puede disfrutar el consumidor y mayor es su experiencia.

Según esto, cada salto generacional en esas tecnologías de conexión supone también un salto cualitativo en la experiencia del usuario.

Sin duda la tecnología aún tiene mucho que mejorar para acceder sin reparos a contenidos multimedia. Sin duda aún queda mucho camino por recorrer, pero el futuro promete. Y promete mucho. Pero para que se convierta en realidad se necesita que las infraestructuras de telecomunicaciones sigan evolucionando.

Otra forma de contemplar el factor ancho de banda inalámbrico es la inmediatez. El usuario no quiere tener que interrumpir su devenir diario para interactuar con el dispositivo o la aplicación. Aunque en la inmediatez intervienen otras variables como la disponibilidad de tiempo del usuario o la naturaleza de la aplicación, profesional, personal, de ocio, todavía tiene un impacto fundamental la velocidad de transmisión.

B: Expectativas del usuario.
Según AT Kearney, “continuing growth in mobile phone use for non-voice applications may yet be driven by increasing penetration of Pc-based Internet access”. La Experiencia del Usuario Móvil de datos es una capa superpuesta, en muchos casos, de la Experiencia del Usuario. Y no una sustitución, como podría pensarse. Es decir, para superar con éxito habremos de aplicar además los conceptos aprendidos sobre Usabilidad y Experiencia del Usuario en el entorno PC.

C: Localización.
Hoy, como consecuencia del desarrollo de las tecnologías móviles, el término Localización empieza a hacer mención a algo muy distinto a la traducción de software. Algo que hoy es una realidad incipiente, pero muy pronto va a convertirse en una de las mejores armas de las compañías de telecomunicaciones.

Dime dónde estás y te diré quién eres. Y, sobre todo, lo que quieres.

Hoy las telcos saben perfectamente dónde están sus usuarios móviles. Que no aprovechen este conocimiento se debe más a que no quieran saturar sus maltrechas redes con conexiones de ida y vuelta que a una imposibilidad tecnológica. Como se ha visto, las redes de conmutación de circuitos ocupan un determinado ancho de banda debido al efecto “latencia”, cosa que no ocurre con las tecnologías 2,5 G en adelante. Este nuevo ancho de banda aparecido bien puede ser reciclado y explotado ofreciendo servicios relevantes para el usuario en función de su situación geográfica. Por fin el antiguo chiste del “mancuentro” cobra sentido.

D: Personalización
Una de los grandes atributos de la Experiencia del Usuario en Internet, también es un factor protagonista en el ámbito inalámbrico. Saber quién es el usuario, sus necesidades, expectativas, gustos y preferencias, y ofrecerle los servicios y contenidos oportunos, es clave para alcanzar una experiencia del usuario móvil de datos satisfactoria. Téngase en cuenta que un buen modelo de personalización influye de manera notoria en la inmediatez del servicio, interrumpiendo aún menos la trayectoria diaria del usuario.

E: Aspectos socioculturales
Cuando un usuario interactúa con cualquier interfaz, móvil o no, las variables socioculturales son el bagaje cultural que le ayudan a decodificar dicha interacción. Son el conjunto de conocimientos, experiencias previas y creencias que el usuario lleva siempre consigo y a las cuales la interfaz debe ajustarse para que el dialogo sea eficaz.

Hasta aquí, se han analizado aquellos aspectos más cercano al usuario. Aspectos referidos fundamentalmente a la persona y las condiciones de uso de los dispositivos. En la próxima entrega serán comentados aspectos como el coste, los QoS o la ergonomía de los dispositivos.

Luis Montero – [email protected]


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios