BAQUIA

EDS pierde comba

El mundo del outsourcing es, muy probablemente, un invento de EDS. La compañía que creó Ross Perot, y que luego vendió a General Motors (que a su vez, terminó deshaciéndose de ella), no acaba de encontrar su lugar en el mundo.

Su indiscutible puesto de número uno del mundo en el mercado que inventó, la subcontratación de servicios, ha sido ocupado por IBM, que le saca cada día mayor ventaja. Incluso su puesto actual de número dos está siendo bajo estado de amenaza debido a la pérdida de alguno de los contratos más importantes que tenía. Entre ellos un contrato de 5.000 millones de dólares para canalizar el cobro de impuestos en Gran Bretaña.

Su nuevo CEO, Michael H. Jordan, tuvo que hacerse cargo de la empresa tras la salida airada del antiguo CEO el pasado mes de marzo y ahora, en una entrevista reciente en Yahoo News, cuenta que, en su opinión, 2004 supondrá el punto de retorno de la empresa a posiciones de mayor solidez y volverá a la rentabilidad y el crecimiento.

De momento, Jordan estima que tendrá que deshacerse de unos 5.400 empleados de la empresa en todo el mundo, medida que contempla como inevitable. Mientras, Jordan se ve obligado a renegociar un gigantesco contrato con las Fuerzas Navales estadounidenses en el que, a pesar del importe de 6.700 millones de dólares, EDS pierde dinero cada mes que pasa.

Está claro que una empresa, claramente impregnada de la personalidad de un hombre tan enérgico como Ross Perot (en su momento, incluso candidato a la presidencia de los EEUU), tiene dificultades cuando vuelve al mercado convertida en una multinacional más. Hoy, EDS tiene que luchar por mantener su prestigio en cada país en el que ha firmado contratos de outsourcing, y está claro que tanto IBM como Accenture le están haciendo daño en todos ellos.

También en Baquía:


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios