BAQUIA

El año del cambio en la banca online española: junio 2001-junio 2002

La banca online en España gestionaba, al finalizar el primer semestre de 2002, 8.098 millones de euros, lo que representaba el 2,3% del total de los depósitos del conjunto del sistema bancario (344.189 millones de euros). Hace un año, este porcentaje era del 1,5%.

Así, los débitos a clientes de los cinco principales bancos online (ING, Patagon, Uno-e, Activobank, Banco Popular) crecieron en un año un 66,5%, frente a un crecimiento del 5,5% del sector bancario en su conjunto. En el primer semestre, la variación es del 21,4% de los bancos online frente al 2,1% del total del sector.

Las pérdidas totales supusieron 31,3 millones de euros hasta junio. Patagon, Uno-e y Bancopopular consiguieron reducir las pérdidas un 55% (pasaron de 25,9 a 11,5 millones de euros). Sin embargo, los bancos que han aumentado estas pérdidas han sido Activobank, que aumentó su resultado negativo de 2,1 a 12,6 millones de euros y, por otro lado, Inversis, que de enero a junio de 2002 perdió 17,9 millones de euros como grupo consolidado (7,2 como Inversis Banco).

  • Quizás el cambio más espectacular lo haya experimentado Patagon, que ha pasado de contabilizar pérdidas por valor de 8,5 millones de euros en el primer semestre de 2001, hasta los 839.000 euros del mismo período de 2002. Se trata de (un 10% de las pérdidas del año pasado).

Más información en Patagon. Junio 2001-2002. Los puntos clave de su transformación

  • Es una cifra que contrasta con la reducción de las pérdidas de Uno-e, que se quedó sólo en un moderado 36%, aunque este banco consiguió aumentar los recursos gestionados en un 95% en este mismo período, favorecido por su fusión con Finanzia, la división de financiación al consumo de BBVA.

¿Cuántos clientes se han captado?

Tanto por depósitos como por número de usuarios, ING es el líder. Contaba en junio de 2002 con 518.000 clientes que habían contratado sus productos, a una distancia considerable de Patagon (287.609) o Uno-e (140.000).

  • El crecimiento en los clientes ha sido considerable en este tiempo, y sigue siendo ING el que más crece, un 89% desde el primer semestre de 2001 al mismo período de 2002.
  • Tanto Patagon (46%) como Uno-e (40%) le siguen en este crecimiento, aunque con un ritmo más moderado.
  • Por último, el Bancopopular-e experimenta un crecimiento del 65%, pero no es tan importante porque se parte de un número de clientes mucho más bajo que el resto.
  • Inversis todavía contaba en junio de 2002 con un número de cuentas activadas pequeño (12.000), en comparación con sus competidores. Las razones hay que buscarlas en dos aspectos: su tardía incorporación al mercado (principios del año pasado) y el comienzo aún más tardío de su actividad como banco (octubre de 2001), ya que antes sólo era un broker, por lo que se dirigía a un nicho pequeño (los inversores online más activos).
  • El problema del alto coste de la captación de clientes en Activobank (29.000 actualmente), había disparado la inversión hasta los 127 millones de euros desde su lanzamiento. Esta situación puede degenerar en un menor crecimiento de los clientes y en hasta una caída en el futuro (temporal), ya que dejan de comercializar cuentas de alta remuneración para centrarse en la intermediación bursátil.

Sin embargo, se ha de advertir una cuestión: que un banco consiga un mayor número de clientes no quiere decir que su situación siga mejorando, ya que los posibles beneficios se pueden eliminar debido a los costes que representan sus campañas de captación. Esta relación no se puede examinar en ING España, ya que ésta no da cifras de sus resultados, sino sólo de todo el grupo.

El lado negativo lo representa Evolvebank, con una estimación inicial de conseguir 100.000 clientes en España para finales de 2002 hasta alcanzar 250.000 en 2003. En febrero de 2002, cuando finalizó su actividad comercial, sólo había conseguido llegar a 15.000, que disminuyeron en junio de 2002 hasta 11.900 por el cierre de la compañía en España. El problema se sitúo en el alto coste de captación (120 euros por cliente), lo que le llevó a gastar en publicidad entre seis y ocho millones de euros anualmente.

¿Cómo operan los clientes?

Otro de los principales problemas a los que se enfrentan los bancos online es hacer que sus clientes se habitúen a realizar sus consultas y operaciones totalmente por Internet, con los consiguientes beneficios de reducción de costes para el cliente. Patagon ha sido uno de los que mejor ha fomentado este cambio, ya que en junio de 2002 las consultas online suponían un 46,7% y las operaciones aumentaban hasta el 56%, cuando en junio pasado estas cifras estaban en el 37% y el 46% respectivamente.

También es importante el concepto de cliente activo, como aquel que realiza más de una operación mensual en su banco online, ya que debe ser uno de los objetivos del banco online fomentar esta actitud y no la del cliente con fondos inactivos:

  • ING es el que ha obtenido una evolución más positiva en este sentido, ya que ha aumentado su número de clientes activos desde el 32,5% de junio de 2001 hasta el 48,5% en el mismo mes de este año.
  • Otros, como Patagon o Uno-e, también han conseguido un buen resultado. El primero consiguió pasar del 33% de clientes activo en junio pasado al 40% en el actual, mientras que, a finales de 2001 Uno-e contaba con un 36,3% de clientes activos entre toda su base.

El saldo medio de los clientes es otro de los conceptos que varía según hablemos de una entidad u otra. Mientras que en ING el saldo es modesto (sólo llega a los 9.300 euros) los clientes de Patagon mantenían de media casi el doble de dinero (17.741 euros) en junio de 2002.

Sin embargo, parece ser que es una minoría la que hace aumentar este saldo medio en Patagon, ya que el 47% de sus clientes tenían saldos inferiores a los 6.000 euros, mientras que otro 29% se encontraba entre los 6.000 y 18.000 euros. Sólo un 24% disponía de un saldo superior a los 18.000 euros.

Este saldo medio puede variar mucho, y una de las variables fundamentales es el número de productos que el cliente contrata con la entidad. No solamente se trata de engordar el saldo de los clientes, sino de que los clientes contraten productos cuyo margen de beneficio es más alto que el producto estrella de todos estos bancos, las cuentas de alta remuneración.

  • En Patagon han conseguido desde hace tiempo mantener la media de productos contratados por cliente más alta (3,5). Aunque ha disminuido en el último año, esta caída se debe a la captación de clientes tan fuerte que ha soportado en el último año.
  • Por su lado, Uno-e ha sido el que ha conseguido un mayor crecimiento en esta variable, creciendo un 42% con respecto al año pasado, hasta llegar a los 2,6 productos contratados por cliente en junio de 2002.

Cómo se captan los clientes y cuánto cuesta

Con respecto a la captación comercial de estos clientes, aunque Internet está ganando cada vez más importancia, las vías tradicionales siguen siendo más importantes. Se trata además de un momento en el que los presupuestos de publicidad se han recortado drásticamente.

  • Uno-e es una excepción con respecto a sus vías de captación, ya que el 36% de sus clientes se registran online, comparado con el 12% de los clientes, que son captados por comerciales.
  • Patagon consigue un 40% de sus clientes por teléfono, aunque la captación en centros comerciales o zonas de gran tráfico de personas gana importancia. Las nuevas formas de captación son resultado de los recortes continuos en los presupuestos de marketing del banco, que pasaron de 7,4 millones de euros en el primer semestre de 2001 a 6,1 en el mismo período de 2002 (lo que supone un 17% de reducción de esta partida).
  • Inversis gastó unos 6 millones de euros en el primer semestre de 2002 (cuando sus pérdidas ascendieron a siete millones de euros). Sin embargo, es una situación normal si tenemos en cuenta la juventud de este banco (comenzó su actividad como broker en abril de 2001), por lo que ha de gastar unas partidas publicitarias en las que ya ha incurrido la competencia con más años en el mercado.
  • Por su parte, Bancopopular-e también gastó una gran cantidad en publicidad (tres millones de euros en el primer semestre de 2002), teniendo en cuenta su tamaño actual, aunque presentó resultados positivos tanto en el primer como el segundo semestre.

Un futuro positivo pero con interrogantes

De cara al futuro, y a pesar de la mejora de las cifras de la banca electrónica en general, la viabilidad de un número tan grande de bancos online en comparación con lo reducido de la demanda actual de servicios bancarios online se antoja complicada. Ésta es la razón por la que algunos de los grandes proyectos han cerrado o han realizado cambios estratégicos en su orientación ante las dificultades encontradas en su gestión. Es el caso de Evolvebank y Activobank.

Lloyds TSB (Evolvebank) abandonó la actividad comercial en febrero e intentó encontrar un socio para transformarse en un proveedor de servicios bancarios. Sin embargo, a día de hoy no ha conseguido ningún compromiso y tampoco ha funcionado el cambio de estrategia hacia la comercialización de productos de marca blanca a la carta.

Otro de los bancos que ha tenido que reorientar sus objetivos ha sido Activobank. Banco Sabadell y el Banco Comercial Portugués llegaron a un acuerdo en octubre para separar el negocio de su banco online, por lo que el Banco Sabadell compró el 46,6% que tiene el BCP por 49,7 millones de euros, mientras que el BCP se hacía con la participación de éste en la filial portuguesa.

La nueva estrategia de las nuevas divisiones pasa más por la intermediación bursátil que por la estrategia como banco. En primer lugar, Activobank realizará un ajuste de plantilla y dejará de ofrecer productos de alta remuneración para alejarse de la \”guerra del pasivo\” que protagonizan otras entidades. Por otro lado, se pretende reforzar la actividad de Ibersecurities, cuya operativa está dando buenos resultados.

También está en una buena situación Activobank7 (el negocio portugués de intermediación), que ha captado más de 270 millones de euros hasta el momento, obteniendo el 30% de la cuota de mercado en Portugal.

Más información en Cambio en la estrategia de los bancos online


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios