BAQUIA

El retraso de los nuevos dominios cae sobre ICANN

La escasez de nombres de dominios empieza a convertirse en una urgencia. Y qué mejor ocasión que la reunión trimestral de la ICANN, institución que controla la adjudicación de nombres de dominio, para que diversas empresas soliciten la inclusión de nuevas extensiones para los nombres de dominio. Hasta hace poco, las autoridades de ICANN habían considerado poco relevante ampliar los sufijos a extensiones que pensaban serían usadas tan sólo por unos pocos, tales como .wine o .god.

Pero algo debe estar cambiando en el seno de la ICANN, ya que, según expresó , Karl Auerbach, uno de sus miembros más críticos: \”hay que reconocer que existe una gran diversidad en lo que respecta a sufijos de Internet y clases de sufijos, y que no hay necesidad de tener un sólo nombre al que todo el mundo ha de adherirse obligatoriamente\”.

El presidente de ICANN, Stuart Lynn, calificó la propuesta por parte de empresas como New.net e ICM Registry de mera provocación y recordó que habían introducido en lo que iba de año siete nuevas extensiones, lo que tildó de actitud de apertura. Aún así, no se resistió a hacer un chiste fácil, al comentar que: \”de seguir así, pronto habría 1000 dominios distintos de alto nivel\”. Recordó asimismo que la admisión de cada nuevo sufijo debía ser cuidadosamente estudiada y realizada de modo exhaustivo, ya que, según afirmó: \”los nuevos nombres de dominios podrían perjudicar el funcionamiento de la Web\”.

  • Más sobre la reunión de la ICANN en Silicon Valley

Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios