BAQUIA

El teletrabajo gana adeptos en Estados Unidos

El número de estadounidenses que trabajan desde su casa, ya sea total o parcialmente, se está incrementando como la espuma. Según la Asociación Internacional de Teletrabajo, en 2001 había 28,8 millones de estadounidenses (uno de cada cinco trabajadores de ese país) que trabajaban al menos unos cuantos días a la semana desde su hogar, lo que supone un incremento del 17% respecto a 2000 y del 42% respecto a los 19,6 millones que teletrabajaban en 1999.

Tim Kane, presidente de esta organización, ha asegurado que, como era de suponer, las ciudades más grandes y con más problemas de tráfico son en las que más se produce este creciente fenómeno. Más de las dos terceras partes de los teletrabajadores entrevistados por la asociación se muestran muy satisfechos con la nueva manera de llevar a cabo su ocupación.

Tampoco la productividad se resiente, algo que temen muchos directivos que no se atreven a permitir que sus trabajadores se alejen de la empresa. Los responsables de Cigna Corp, una empresa pionera en llevar a cabo programas que permiten el teletrabajo, afirman que en muchos casos la productividad se incrementa hasta un 15%.

Los números ofrecidos por el censo estadounidense son bastante más discretos, aunque también refleja un gran crecimiento. Según sus datos en 1990 había 3,4 millones de personas en ese país que trabajaban al menos tres días a la semana en sus casas, un 23% menos que los 4,2 millones contabilizados en 2000. California domina la lista con el 15,4% del total de sus trabajadores justificando su sueldo desde el hogar.

Repecto al Viejo Continente, se calcula que en el año 2005 el 10,8% de los trabajadores en la Unión Europea desarrollará su actividad laboral a través de esta modalidad de trabajo, frente al 6,1% que se contabilizaba en 1999 (poco más del 4% en España y más del 10% en los países nórdicos, como suele ser habitual).


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios