BAQUIA

eLearning: un mundo de oportunidades para los centros docentes

El modelo educativo impuesto durante décadas en nuestro país ha sido el presencial y basado en la vetusta clase magistral, que hoy está cambiando a raíz de las demandas de profesores y alumnos, de las nuevas costumbres y, como no, de los avances en el ámbito de los sistemas de información que las soportan.

Gracias a ello, en España existe una creciente oferta de cursos virtuales. El avance en este ámbito está liderado por las escuelas de negocio y universidades privadas, algunas de las cuales están apostando fuertemente para que la formación por Internet se convierta en una de las bases de su negocio.

El desarrollo efectivo de un programa educativo online exige una visión muy clara por parte de los responsables de la escuela de negocio sobre las necesidades y entorno del alumno, al igual que el apoyo de la herramienta informática adecuada. En el mercado español coexiste un importante número de estas herramientas muy avanzadas tecnológicamente.

Se trata, sin embargo, de un mercado incipiente, donde la evolución en los soportes vendrá acompañada de la toma de una conciencia más clara por parte de los organismos públicos y privados acerca de los múltiples y posibles usos de estas tecnologías y de su valor concreto para cada caso.

Carencias y nuevas necesidades

El eLearning suele plantearse como un complemento de la formación presencial, como un canal alternativo de contacto con los alumnos o como medio para facilitar la interactividad entre profesor y alumno, a través de utilidades como el chat o los foros.

Las ventajas reales de este tipo de programas formativos y de las plataformas que los soportan son numerosas, tanto para el alumno, que ahora dispone de mayor flexibilidad para organizar su tiempo, como para las escuelas de negocio, a las que permite ampliar su target de mercado con aquellos alumnos que no puedan acceder a una formación presencial.

Un elemento importante para el centro docente es dotarse de una plataforma dinámica e interactiva, en la que el alumno interactúe con el administrador o tutor, con posibilidades como: el acceso a aplicaciones en otros lenguajes, la realización y evaluación de tests online, la disponibilidad de soluciones multimedia (webcast on-line, archivos de vídeo y audio, etc.) o el acceso a facilidades de mensajería instantánea.

Factor clave en este ámbito es la trazabilidad, tanto para el alumno, como para el docente, que con ello podrá seguir paso a paso en qué nivel se encuentra cada alumno para guiarlo y hacer una tutoría más personalizada, mejorando la calidad de la enseñanza.

En la selección de la herramienta informática más adecuada para soportar un programa formativo por Internet, además, tampoco debe olvidarse la usabilidad, tanto para el usuario como, de nuevo, para el centro docente. Hoy se tiende hacia las soluciones que faciliten la alimentación de contenidos y su actualización por el administrador o tutor. También debe quedar garantizada la escalabilidad de la plataforma y su capacidad de desarrollo, para su adaptación a nuevas funcionalidades y a un crecimiento en el número de usuarios.

A pesar de sus múltiples ventajas, las soluciones para el soporte de los programas educativos vía Internet también muestran varias carencias. Los productos estándar disponibles hoy cubren las necesidades básicas de las organizaciones, dentro de unos estándares muy estructurados para la impartición de cursos “cerrados”.

Las escuelas de negocio, sin embargo, están empezando a demandar herramientas más abiertas y flexibles, que se puedan adaptar a diferentes fórmulas educativas, además de unas mayores capacidades de personalización, para su integración con el resto de aplicativos de la organización en un entorno corporativo único, donde el alumno no percibe cambios de soporte.

Lo que hoy por hoy se trata de evitar con desarrollos a medida es que la plataforma eLearning quede como un canal estático para la publicación y consulta de documentos. La tendencia es similar en otros países europeos, por lo que en los próximos años asistiremos a una rápida evolución tecnológica en este ámbito que hará que la formación en las escuelas de negocio sea cada vez más efectiva y acorde a las demandas del alumno.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios