BAQUIA

En agosto, canciones mil

El intento de asesinato y posterior suicidio de Napster no ha conseguido frenar el frenético intercambio de música en la Red; más bien todo lo contrario. El pasado mes de agosto, 3.000 millones de ficheros cambiaron de disco duro entre los internautas que utilizan cuatro de las decenas de clones que surgieron tras el ocaso del programa de Shawn Fanning, según un estudio de Webnoize.

Las redes peer to peer (P2P) están más activas que nunca. Estos programas —como BearShare, AudioGalaxy, Kazaa, Gnutella, Morpheus, Limewire, FastTrack, iMesh, WinMX, etc—, que enlazan computadoras personales sin necesidad de un servidor central, y que los usuarios utilizan para intercambiar música, vídeos y fotografías, han surgido como la mala hierba para llenar el vacío dejado por el otrora popular Napster.

A pesar de los millones de dólares invertidos en tratar de aniquilar las redes piratas, la popularidad del intercambio de ficheros peer to peer continúa creciendo\”, afirma Matt Bailey, el analista de Webnoize que encabeza el estudio sobre los programas P2P. Ni la persecución judicial, ni las iniciativas encaminadas a desarrollar tecnologías seguras (SDMI) que resguardasen los derechos de autor, han conseguido parar el vuelo de los mp3 por la Red, con los que luego se fabrican discos a un precio muy asequible. De hecho, las discográficas, una vez que se han dado cuenta que todo su poder no es suficiente para detener el fenómeno, han formado alianzas (MusicNet y PressPlay) para tratar de sacar tajada.

Según los datos de Webnoize, los cuatro sistemas de intercambio más populares —FastTrack, Audiogalaxy, iMesh y Gnutella— movieron 3.050 millones de archivos (en su mayoría música en mp3). Esta cifra ni siquiera la consiguió Napster en su momento cumbre, cuando se descargaron 2,79 millones de canciones. Y Napster tenía 60 millones de usuarios.

  • En Cnn.com y Nua

La muerte de Napster también contribuyó a relajar los filtros universitarios, lo que también ha contribuyendo a que los alumnos se lanzan de nuevo a por la música gratuita.

La música en tiempos de mp3, en Baquía,com


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios