BAQUIA

Entrevista a Alfonso Arbaiza, Director Gerente de Fundetec

La Fundación para el Desarrollo Infotecnológico de Empresas y Sociedad, Fundetec, participada en un 50% por el sector público a través de Red.es y en un 50% por el sector privado, nace en octubre de 2004 con el objetivo de potenciar el desarrollo de la Sociedad de la Información en España desde cuatro puntos de vista: análisis, fomento, divulgación y dinamización del acceso a las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) por parte de ciudadanos, empresas e instituciones. Hablamos con Alfonso Arbaiza, su Director Gerente.

¿Cuáles son exactamente los cometidos para los que se creó Fundetec?

Fundetec nace en 2004 con una misión: incrementar el uso de la tecnología por parte de ciudadanos y empresas, mediante la concienciación de su importancia y la capacitación tecnológica, a través de un modelo de colaboración que aúna los recursos y el compromiso de las Administraciones Públicas y la gestión y la experiencia de la empresa privada. Esta misión acaba de ser ratificada por el patronato, el pasado 25 de octubre, con lo que seguiremos trabajando en esta línea al menos durante los próximos dos años.

¿Tan difícil es convencer a las pymes de los beneficios que aportan las nuevas tecnologías?

Sí lo es. Los datos de 2004 revelan que un 77% de las pymes sin PC y un 38% de las pymes con PC no perciben beneficios en cuanto a la incorporación de las TIC a sus negocios. De estos dos datos, tal vez más preocupante sea el segundo, pues indica que no hemos sido capaces de aportar valor a ese 38% que se ha animado a iniciarse en la tecnología. Algo hemos estado haciendo mal.

¿Cuáles son los principales factores de resistencia al cambio?

Más que resistencia al cambio yo lo llamaría transición a la era tecnológica, y para ello hace falta, principalmente, un cambio de mentalidad, un cambio cultural, que vendrá dado por la convicción de las ventajas de la tecnología. Nuestras pymes transitarán hacia la fase tecnológica cuando vean claro que les merece la pena, que su productividad aumenta y que sus formas de hacer las cosas mejoran, y todo ello a un coste asumible.

Algo habrán avanzado las pymes en la incorporación de nuevas tecnologías. ¿Qué elementos han detectado que se hayan adoptado más hasta la fecha?

Los datos indican que sí ha habido avance; ahora bien, en qué se han aplicado y cómo han repercutido en la pyme, es otra historia. El porcentaje de empresas con conexión a Internet ha pasado del 82,7% en 2001 al 89,9% en 2005, y el volumen de comercio electrónico ha pasado de 204 millones de euros en 2000 a 2.143 millones en 2005. Sin embargo, lo cierto es que menos del 70% de los autónomos y las micropymes disponen de banda ancha, y que apenas un 1,5% practica el comercio electrónico. Efectivamente, hoy día muchas de nuestras pymes tienen PC, y esto es un hito importante, pero hay que seguir apostando para mejorar sustancialmente.

Cataluña y Madrid son las Comunidades Autónomas más avanzadas en la implantación de las nuevas tecnologías. Aún así, ¿han detectado algún tipo de brecha digital dentro de la propia Comunidad de Madrid?

Según los datos del último informe de la Fundación France Telecom, España 2006, las comunidades autónomas con mayor avance son Madrid, País Vasco y Comunidad Valenciana. En Madrid, a pesar de estar a la cabeza, si bien no se aprecian diferencias ostensibles por zonas geográficas, sí existe una importante diferencia en la penetración de las TIC en cuanto a tamaño de la empresa, según el número de empleados. Los autónomos, nanopymes y micropymes siguen estando muy alejados de las medianas y grandes empresas.

Al margen de las acciones dirigidas a pymes, ¿qué otras iniciativas tiene previstas Fundetec para fomentar el impulso la Sociedad de la Información?

Fundetec trabaja en paralelo en dos áreas: ciudadanos y empresas. En el Área de Ciudadanos, trabajamos para favorecer la alfabetización digital de los colectivos con mayor riesgo de exclusión, o con mayores dificultades para acercarse a la tecnología: personas mayores, mujeres, inmigrantes, reclusos, etc. Para ello, hemos desarrollado dos portales, La Web del Ama de Casa y La Web del Inmigrante, con cursos de formación online e información de utilidad específicos para estos colectivos, y estamos trabajando en la elaboración de otro para personas mayores.

Asimismo, hemos firmado un convenio de colaboración con la Dirección General de Instituciones Penitenciarias para dar cursos de iniciación a Internet a más de 57.000 reclusos de los 65 centros penitenciarios que coordina este organismo. Hemos comenzado con dos aulas piloto en las cárceles de Segovia y Ocaña II (Toledo). Además, organizamos periódicamente jornadas divulgativas sobre el uso de las TIC en cada uno de estos colectivos, que acompañamos con aulas de formación desde las que impartimos cursos gratuitos de iniciación a Internet. Por otro lado, gracias a los acuerdos que tenemos firmados con ayuntamientos como el de Madrid, o con comunidades autónomas como Asturias, Cantabria o Comunidad Valenciana, estamos trabajando también a otros niveles.

¿Hasta qué punto es importante la intervención de las Administraciones Pblicas?

Yo diría que es vital. No se puede entender el avance de la Sociedad de la Información en nuestro país sin un apoyo decidido de las Administraciones Públicas. Son las que definen las políticas, las reglamentaciones, en definitiva, las que deben apoyar con sus presupuestos, sus normativas y sus legislaciones los planes de inversión en TIC a medio y largo plazo. Un ejemplo claro son los planes AVANZA e INGENIO. Además, debe producirse una sinergia total entre los planes de actuación de ámbito nacional y los de las comunidades autónomas y ayuntamientos. Sin la conjunción de esfuerzos, tampoco llegaríamos a nada.

Por último, ¿podría contarnos algún caso en que la adopción de nuevas tecnologías haya aportado mejoras significativas para una pyme?

Son innumerables, pero por elegir uno, imagine a un vendedor ambulante, cuya venta de productos depende normalmente de una compra compulsiva. Es decir, si usted va a un mercadillo y lleva 40 o 50 euros en el bolsillo, sin tecnología sólo podría comprar algo por ese importe, y consecuentemente el vendedor sóo podría vender por ese importe. Si, por el contrario, el vendedor ambulante dispusiera de un Terminal Punto de Venta (TPV) móvil con tecnología GPRS, usted podría comprar con cargo a su tarjeta de crédito. Es una forma barata de incorporar tecnología, pudiendo aumentar de forma significativa sus ventas a un bajo coste. Si, como segunda fase, ese vendedor dispusiera en su casa de un PC con conexión a Internet, podría ver el extracto de su cuenta y operar mediante e-banking desde su domicilio, con sus ventas ya abonadas, en comprar nuevo material, pagar sus gastos o domiciliar sus impuestos.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios