BAQUIA

[email protected] o la lucha por la permanencia

La posible venta del portal Excite fue el martes el rumor del día en Internet. La compañía propietaria de Excite, el proveedor de Internet de banda ancha [email protected], vive acuciada por los problemas de liquidez, y la venta del portal podría ser una de las mejores soluciones para capear el temporal. Pero el rumor, por ahora, se ha quedado en eso.

[email protected] había convocado para el martes por la tarde una rueda de prensa de su CEO, Patti Hart, que fue el detonante de los rumores sobre la posible venta del portal y la causa de que las acciones de la compañía cayesen ese día un 14,4% para quedar situadas en 1,90 dólares, el valor más bajo del último año.

La noticia, sin embargo, fue otra: la renegociación del acuerdo con su accionista mayoritario, AT&T, sobre el uso de su red de fibra óptica. AT&T ha recomprado por 85 millones de dólares el derecho adquirido en 1998 por [email protected] para usar la red de AT&T durante las siguientes dos décadas; a cambio [email protected] deberá pagar 8,8 millones de dólares cada año por la utilización de esta red durante los próximos 18 años. AT&T, que es la principal compañía telefónica de larga distancia y de televisión por cable de Estados Unidos, posee el 23% de las acciones de [email protected]

Capital fresco

La operación supone una importante inyección de capital en las menguadas arcas de [email protected], que debe sumarse a los 100 millones de dólares que la compañía logró recaudar la semana pasada mediante una colocación de deuda convertible. En total son 185 millones de dólares que deben servir para pasar este año sin problemas de efectivo. La empresa había dicho antes de estas dos operaciones que necesitaba entre 75 y 80 millones de dólares adicionales para salvar el año.

Las esperanzas de [email protected] están puestas definitivamente en el crecimiento de su negocio de acceso a Internet a alta velocidad. El portal Excite queda, de momento, en sus manos, pero nadie deberá extrañarse si en un futuro inmediato aparecen noticias que hablan de su venta o cierre. Parece bastante claro que actualmente sólo existe suficiente mercado para unos pocos portales horizontales y, hoy por hoy, Yahoo!, MSN, AOL, que se reparten la mayor parte de la audiencia y del pastel publicitario en Estados Unidos, parecen ser los elegidos.

Es por ello que Patti Hart dijo que la compañía sigue considerando la posibilidad de vender el portal Excite, pero no como una medida para solucionar sus problemas de liquidez. ¿Quién estaría dispuesto a comprar en estos momentos el portal y cuánto estaría dispuesto a pagar por él? Es muy probable que la respuesta a estos interrogantes haya sido muy desalentadora para los intereses de [email protected]

La lista de los portales que lo probaron pero sucumbieron en el intento cuenta ya con bastantes nombres ilustres, entre ellos AltaVista y Go.com. El primero, propiedad de CMGi, decidió concentrarse en su función de buscador; el segundo, propiedad de Disney, fue cerrado y después resucitado sin prácticamente personal con la única intención de utilizarlo como redireccionador de tráfico hacia otras webs del grupo.

Cierres en Europa

Recientemente [email protected] efectuó una primera limpieza de sus negocios en Europa con su decisión de cerrar los portales que tenía en España, Alemania y Francia. Sólo Italia y Gran Bretaña lograron sobrevivir al tratarse de operaciones realizadas junto a otras empresas. En Italia, la compañía posee el 30% de la joint venture que mantiene con Tiscali, mientras que en Gran Bretaña [email protected] es dueña del 58% de Excite UK, en la que también participa British Telecommunications.

La principal responsable de todos estos movimientos empresariales es la nueva CEO de la empresa, Patti Hart, la persona escogida el pasado mes de abril por [email protected] para sustituir a George Bell e intentar encauzar el negocio de la compañía.

Hart, considerada por la revista Fortune como una de las 50 mujeres más poderosas en el mundo de los negocios de Estados Unidos, había sido anteriormente la presidente y CEO de Telocity, una empresa proveedora de Internet a alta velocidad a través de ADSL. También cuenta con experiencia profesional en Sprint. Su fuerte es el negocio de la conexión, no el de los contenidos. No hacen falta más pistas para saber hacia dónde quiere avanzar.

La banda ancha, el único futuro posible

En la conferencia de prensa del martes Hart se mostró convencida de que existe un futuro \”brillante\” para su empresa en el negocio de la banda ancha. En este sentido, Patti Hart explicó también que [email protected] sigue negociando con dos compañías de televisión por cable, Cox Communications y Comcast, para extender los acuerdos que mantiene con ellas para proporcionar a sus clientes servicio de acceso a Internet a través de banda ancha.

La exclusividad de este tipo de acuerdos tiene los días contados en Estados Unidos, y [email protected] quiere asegurarse un lugar preferente en las redes de cable de estas dos compañías. Actualmente [email protected] cuenta con más de 3 millones de suscriptores de su servicio de acceso a Internet a alta velocidad a través del cable.

[email protected] surgió en enero de 1999 de la unión del portal Excite y el proveedor de Internet por cable @Home Network. En su día, la operación, valorada en 6.700 millones de dólares, fue vendida como la fórmula perfecta para casar los contenidos y la oferta de banda estrecha —el portal Excite— con el futuro que representaba el acceso a Internet a través de banda ancha.

Pérdidas, muchas pérdidas

Las cosas, sin embargo, no han sido tan maravillosas como se las prometían los directivos de la compañía. El hecho de contar con un portal con millones de usuarios no ha significado que éstos hayan abrazado fácilmente las ofertas recibidas para conectarse a alta velocidad a través del cable. Al mismo tiempo, la caída de la publicidad online ha convertido en una pesadilla el negocio de Excite.com.

Los números del primer trimestre de este año hablan por sí solos: con unos ingresos de 143 millones de dólares, las pérdidas operativas fueron de 61,6 millones de dólares. Pero las pérdidas totales, incluyendo los gastos no relacionados directamente con las operaciones del día a día, son para echarse a temblar: 832,6 millones de dólares.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios