BAQUIA

IBM, Sony, Philips, Novell y Red Hat compran patentes para proteger a Linux

Una organización sin ánimo de lucro llamada Open Invention Network está recibiendo donaciones de grandes empresas tecnológicas como IBM, Sony, Philips, Novell o Red Hat con el objetivo de reunir financiación para adquirir las patentes que podrían crear problemas legales para el sistema operativo libre Linux.

Las patentes son citadas a menudo como una de las grandes amenazas que penden sobre el futuro de Linux y otros productos de software libre, para los que en determinados casos es difícil probar que no violan los derechos de uso exclusivo sobre algunas tecnologías.

Esto ha llevado a las compañías que apoyan a Linux a poner dinero propio para evitar que en cualquier momento los propietarios de las patentes que puedan resultar conflictivas reclamen una compensación económica por usarlas sin permiso.

Los fondos se están reuniendo a través de Open Invention Network. Las primeras compras alcanzan un valor de 15,5 millones de dólares, y han sido realizadas por Novell a Commerce One. Las patentes sobre las que OIN adquiera legalmente derechos de uso pasarán a estar a disposición de cualquier empresa, institución o individuo que acepte no usarlas contra otro sujeto que también haya firmado un acuerdo con esta organización.

Si el modelo de gestión de propiedad intelectual de OIN sigue avanzando y gana más apoyos, podría convertirse en un motivo de peso para la adopción de Linux por parte de las empresas en lugar de los productos de Microsoft, compañía desde la que se ha insistido reiteradamente en que el uso de software libre supone un riesgo legal.

IDC estima que el negocio de Linux a nivel mundial crecerá un 25,9%, pasando de los 20.000 millones de dólares de este año a 40.000 millones en 2008. Pero si se eliminan los riesgos derivados del posible uso de tecnologías patentadas este crecimiento podría ser mucho mayor, según
Richard Doherty, consultor de Envisioneering Group. \”Es la luz verde que muchas compañías estaban esperando\”, afirma.

OIN tendrá su sede en Westchester County, muy cerca de las instalaciones principales de IBM. El presidente ejecutivo de la compañía es Jerry Rosental, un ex vicepresidente del Gigante Azul que asegura disponer de la financiación suficiente para \”hacer lo necesario\” a la hora de apoyar y extender el uso de Linux de forma segura.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios