BAQUIA

Juan Santana, CEO de Panda Security

La compañía española Panda Security ha sido destacada en el ranking Truffle 100 de 2008 como la primera empresa española productora de software. Hablamos de este y otros temas con el CEO de la compañía.

¿Qué supone para Panda aparecer en la lista Truffle 100?

Un gran orgullo. Estar en la lista junto a otros grandes de la industria es realmente un reconocimiento. En un país que no tiene tradición tecnológica, Panda se sitúa a la vanguardia de las empresas tecnológicas mundiales.

Sólo dos empresas españolas aparecen en este ranking: Panda (puesto 36) y Meta 4 (76). Además, desde España sólo aportamos el 1% del sector de software en Europa. ¿Qué te sugieren todos estos datos?

Se han tomado en consideración empresas fabricantes de software en global. Si esta clasificación la dividiéramos por sectores, seguramente aparecerían otras compañías tecnológicas, que están compitiendo de forma muy eficiente en cada sector. Por ejemplo, nosotros aparecemos en el puesto 36. Si tomásemos en consideración sólo el sector de software de seguridad, seguramente estaríamos en el primer o segundo puesto. Nos gusta pensar que estamos abriendo camino y que en el futuro muchas más empresas españolas podrán competir a nivel internacional.

¿Por qué no se produce más software en España?

Es muy difícil romper las barreras de entrada a un mercado como el del software, tradicionalmente ocupado por empresas de otros países, como Estados Unidos o Japón, que cuentan con una presencia internacional muy sólida y precios muy competitivos. Por eso, la única forma que tienen las empresas españolas que quieran entrar a competir en el mercado del software es invertir en I+D+i e innovar. Hacer algo que nadie más esté haciendo y hacerlo de una forma muy diferenciada. Ese tiene que ser el gran valor y por eso la innovación ha sido siempre la apuesta de Panda.

Por otro lado, los españoles somos muchas veces nuestros propios enemigos. Cuando se recibe un software hecho en España, en ocasiones se percibe como algo de baja calidad, y preferimos otros productos de otros países porque pensamos que son mejores. Esto no es así en absoluto, y hay muchas compañías españolas, no sólo de software, sino de tecnología, muy competitivas.

Coméntanos un poco los últimos planes de expansión en Europa anunciados por Panda

Durante este año, Panda ha abierto cuatro nuevas filiales, en Bélgica, Holanda, Alemania y Austria. Ya estábamos presentes allí desde hace años a través de nuestro sistema de franquicias, y lo que hemos hecho ha sido comprar esas franquicias. Adicionalmente hemos fundado compañías de nueva creación en Japón y China. Tenemos grandes expectativas de progresión en estos mercados.

Respecto al futuro, seguiremos adquiriendo franquicias en mercados estratégicos y donde podamos maximizar las oportunidades de crecimiento para el grupo. Al mismo tiempo, seguimos trabajando con nuestra red de más de 50 socios locales en otros mercados y buscando socios en aquellos pocos países en los que todavía no tenemos presencia.

¿Cómo funciona vuestro sistema de franquicias internacional?

Se trata de socios con los que establecemos una relación de representación de Panda en exclusiva para su territorio. Nosotros aportamos la solución y el know-how, y ellos desarrollan su mercado. Siempre nos hemos apoyado en la premisa de “piensa globalmente, actúa localmente”. Este modelo nos ha permitido tener grandes ventajas competitivas, ofreciendo el software en el idioma local (nuestros productos están traducidos a 23 idiomas), el soporte técnico en local, etc.

¿Qué porcentaje de las ventas de Panda provienen del mercado internacional?

En torno al 60%. La tendencia es que este porcentaje vaya aumentando, ya que hay países muy importantes, como EEUU, Benelux o Alemania, en los que Panda está aún en disposición de crecer mucho más.

Cambiando de tema, ¿qué te parece el anuncio de Microsoft de lanzar su propio antivirus con Windows en 2009?

Nos parece bien que Microsoft se preocupe de la seguridad de usuarios básicos que todavía no tienen antivirus instalado, pero su propuesta no dejará de ser una más entre las muchas gratuitas que están ofreciendo otros fabricantes. Además, según ha dicho Microsoft, este antivirus no tendrá otras funcionalidades que ofrecen otras suites de seguridad.

Hay que tener en cuenta que estas soluciones básicas no tienen todas las tecnologías, funcionalidades o soporte que los usuarios realmente necesitan para estar protegidos. Esto significa que muchos de estos usuarios no están realmente protegidos y que tienen malware en su PC aún sin saberlo, aparte de que estos antivirus gratuitos acaban dando bastantes problemas.

Por otro lado, la falta de inversión y focalización de Microsoft en el desarrollo de su antivirus gratuito puede provocar que su tecnología o capacidad de detección se vea mermada con el paso del tiempo y que sea poco efectivo.

¿Cómo crees que os podrá afectar esta iniciativa a los fabricantes de software de seguridad?

Los usuarios necesitan y solicitan un conjunto de tecnologías punteras y vanguardistas para estar realmente protegidos. En este sentido, no creemos que el antivirus de Microsoft vaya a impactar enormemente en el mercado, puesto que, como he dicho, se trata de un antivirus muy básico.

Cuando Microsoft anunció que entraba en el mercado de seguridad hace unos años, se auguraba que se iba a llevar una buena porción. Sin embargo, el paso del tiempo ha demostrado que los usuarios prefieren apostar por productos de calidad que ofrezcan una protección integral.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios