BAQUIA

La copia ilegal de software crece por segundo año consecutivo

Durante los últimos meses no paran de publicarse noticias que abordan los problemas que la piratería está causando en la Industria de la música, negocio que hasta el momento había campado a sus anchas sin encontrar apenas obstáculos. Pero las discográficas no son las únicas que han encontrado en la copia ilegal de archivos o productos una auténtica herida en sus cuentas de resultados que tiene todos los visos de permanecer.

La Industria del software lleva varios años soportando el impacto negativo que tiene sobre sus ingresos el pirateo de programas. La Alianza de Programas Comerciales (Business Software Alliance) ha presentado su último estudio anual en el que destaca que durante 2001 se perdieron 10.970 millones de dólares en ventas por la piratería de software. Lo que supone un ligero descenso ya que el año anterior las pérdidas rondaron los 11.750 millones de dólares.

Pero las noticias no son tan buenas como parecen. Puede que se haya perdido menos dinero (en gran parte por la reducción del valor del dólar y del precio del software), pero el número de programas piratas se ha incrementado. Los datos proporcionados por la BSA remarcan que el 40% de todos los programas instalados por las empresas en 2001 son ilegales, frente al 37% en 2000. \”En los siete años en que hemos realizado este estudio, esta es la primera vez que la piratería se ha incrementado dos años seguidos\”, explicó Beth Scott, vicepresidenta del grupo en Europa. \”Esto es particularmente inquietante a la luz del hecho de que cada vez más y más compañías de software están trasladando sus sistemas de distribución a Internet\”, añadió.

En Europa Occidental, el incremento rondó el 3%, situándose en un 37% y provocando unas pérdidas en la industria del software de en torno a 2.700 millones de dólares, por lo que sigue siendo la segunda región del mundo con menor incidencia de los piratas tras Estados Unidos con un 26%. Los países europeos en los que más creció la piratería han sido Francia y Alemania, que han pasado del 40 al 46% y del 28 al 34% respectivamente.

No obstante, los reyes en esta región del mundo a la hora de manejar software ilegal siguen siendo Grecia y España, con un 64% y un 49%. En ambos países ha habido un ligero descenso, ya que en 2000 sus índices de piratería rondaban el 66% y el 51%. Los países europeos más respetuosos con el software son el Reino Unido (25%), Dinamarca (26%) y Finlandia (27%).

La alianza tiene claro cuáles son los factores que han contribuido a que las copias ilegales se hayan incrementado por primera vez en la historia dos años seguidos: la laxa legislación imperante y la aparición de programas de intercambios de archivos gratuitos que actualmente inundan la Red. Plataformas como Kazaa, Morpheus o eDonkey permiten el intercambio libre de programas informáticos a coste cero.

La alianza de software, creada en 1988 por las principales empresas del sector para atajar la piratería de aplicaciones informáticas, considera que las formas de enfrentarse a la piratería tienen que cambiar a corto plazo. Las tácticas educativas han demostrado su ineficacia, tal y como remarcó Scott, lo que llevará a al organismo a exigir un endurecimiento de la ley para enfrentarse a todos aquellos que violan los derechos de autor.

Europa del Este y Latinoamérica siguen siendo los puntos calientes de la piratería de programas. En Estados Unidos la cifra ha pasado del 24 al 25%, a pesar del endurecimiento de las medidas legislativas. En el continente asiático Malasia, la India y Filipinas, son los que más altas tasas de pirateo registran, a pesar de que hayan descendido respecto al año anterior.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios