BAQUIA

La UE no deja dormir tranquila a MobilCom

Mario Monti ha venido a aguarle la fiesta a MobilCom. El comisario de la Competencia de la Unión Europea se ha apresurado a declarar que pretende obtener del gobierno alemán toda la información relacionada con la operación que ha salvado a última hora de la bancarrota a la segunda operadora de telefonía móvil germana para estudiarla con lupa.

“Enviaremos en breve una petición de información a las autoridades alemanas\”, ha dicho Monti, “lo que leemos en los periódicos indica que dos organismos públicos están detrás de los préstamos concedidos a MobilCom, así que naturalmente la Comisión necesitaría saber las condiciones en las que los préstamos fueron o serán concedidos para valorar si implican subvenciones estatales o si es una operación normal de mercado”.

De lo que se deduce que debe estar del todo conforme con el plan paquete de ayudas valorado en 400 millones de euros que ha promovido el gobierno de Gerhard Schroeder, ahora que se encuentra en plena campaña electoral. La bancarrota de MobilCom podría haber supuesto entre 5.000 y 6.000 nuevos nombres sumados a la lista del paro (aunque la reestructuración que deben acometer para sobrevivir también supondrá unos centenares de despidos).

Y no convienen olvidar que esta Comisión Europea tiene poder suficiente para cancelar planes de rescate gubernamentales como éste, en caso de que vea que puede dañar a la competencia. Además, según las normas de la Unión Europea, este tipo de préstamos debe ser concedido a tipos de interés de mercado y deben ser seguidos seis meses después por un plan de reestructuración a largo plazo.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios