BAQUIA

Los cortometrajes de los alumnos de Trazos se pueden ver en Négone, el juego de realidad interactiva único en el mundo

Négone es el primer juego de realidad interactiva del mundo. Es un videojuego hecho realidad, donde el jugador es el protagonista de una aventura sorprendente. Se trata de un laberinto de casi dos kilómetros con diferentes recorridos, lleno de tecnología y efectos especiales con cinco niveles donde se va incrementando la dificultad progresivamente. En el transcurso de estos recorridos podemos ver algunas imágenes de profesionales de la escuela Trazos con las que se ha ambientado el juego, que funciona con la misma lógica que un videojuego de aventura gráfica.

Para entrar en el juego, los jugadores deben entregar el ticket de su entrada para recibir el “kit del jugador” (una consola para llevar en la muñeca y las reglas del juego). Cuando se entrega el kit, se da de alta al jugador en el sistema de tecnología asignándole un apodo.

El jugador tiene que ganar puntos, superar una serie de desafíos, pasar pantallas y evitar morir virtualmente. Para avanzar deberá poner a prueba su ingenio, destreza física, sentidos e imaginación. Tendrá que avanzar ganando los puntos necesarios para pasar de nivel y recopilar las pistas que le ayudarán a terminar el juego. Si no es hábil, será eliminado.

Pero eso no debe preocupar al jugador, puesto que como mínimo se llegará al nivel tres, lo cual supone entre treinta y cuarenta minutos de juego garantizado. Además, al salir del juego, el jugador pasa a la estancia donde está situada la cafetería con al menos 6 pantallas gigantes donde se proyectan las imágenes de lo que está sucediendo en el interior, intercaladas con descansos en los que se proyectan los últimos cortos realizados por los alumnos de Trazos.

En cambio, si es uno de los afortunados que termina el juego, empleará entre una hora y hora y media. El juego aumenta en intensidad, espectacularidad y dificultad según se avanza.

Négone fue patentado en febrero del presente año, y tal y como señala Silvia García, creadora del mismo junto con su hermano Jorge, ambos “llevaban tiempo dándole vueltas a un tema de ocio, y al final, este es el trabajo que desarrollaron”. Se inspiraron en la película Tron, de hace más de dos décadas, donde un jugador de máquinas recreativas era absorbido por la máquina y se introduce dentro del videojuego. “Esto es lo más parecido a Négone, y lo que hemos querido hacer realidad”.

Négone se encuentra situado en el centro Comercial y de Ocio Nassica en Madrid. Se llega por la salida 17 de la carretera de Andalucía, o bien la última salida de la M50 antes de la N-IV si se viene desde Fuenlabrada.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios