BAQUIA

Los teléfonos móviles salvarán a los medios de comunicación online

La mayor parte de los expertos aseguran que el teléfono móvil será el modelo dominante a la hora de conectarse a la Internet del futuro. Además, este terminal conseguirá lo que no ha logrado el PC: que los usuarios paguen por los contenidos que se descargan. La consultora Jupiter MMXI ha puesto de manifiesto que allá por 2006 los habitantes de Europa Occidental se dejarán 3.300 millones de euros en el pago de contenidos online a través del teléfono móvil. A día de hoy los ingresos mediante esta fórmula no llegan a los 1.700 millones.

Los servicios que gozarán de mayor demanda serán las alertas multimedia (con audio e imágenes) y tarjetas electrónicas de felicitación, que seguirán manteniendo su gratuidad en la Red, pero no así en el móvil. La consultora afirma que los principales beneficiarios de este cambio de tendencia serán los medios de comunicación online. \”Los diarios y revistas que atraviesan dificultades para generar ingresos directos procedentes de los visitantes de sus sitios web tendrán la oportunidad de cobrar por contenidos en móviles. Deberían usar su presencia en la Red como una fórmula de promocionar contenidos de móviles con los que sean capaces de generar más ingresos\”, apunta Olivier Beauvillain, autor del estudio de Jupiter MMXI.

El informe también ahonda en la idea de que, a día de hoy, las puntocom se las ven y se las desean para obtener algún tipo de ingreso con sus contenidos. Los nodos pornográficos han sido, hasta el momento, los únicos capaces de hacer pasar por caja a sus usuarios. Ya se sabe que tiran más…

En 2001 sólo se pudieron reunir 252 millones de euros por el cobro de contenidos online en Europa occidental. El 70% del consumo se produjo en webs para adultos, mientras que el resto procedió, fundamentalmente, de sitios web de juegos, finanzas y noticias empresariales.

Así pues, obtener ingresos por los contenidos que se publican en la Red no tiene mucho sentido, según el estudio. La mitad de los entrevistados se ha mostrado reacio ha soltar un euro por ello. Sólo el 16% aceptaría dejarse parte de su dinero por descargarse canciones de la Red. La mayoría de los que estarían dispuestos son usuarios de banda ancha.