BAQUIA

Maldito spam: vamos a por ti

Nadie está a salvo de esta suerte de e-pandemia. De los más de 600 correos electrónicos que se reciben a diario en la redacción de Baquía, casi 500 son spam (entre ellos, un mensaje que ofrecía la posibilidad de comprar, por menos de 200 dólares, una base de datos con 56 millones de direcciones de correo electrónico de todo el mundo). En la mayoría de los casos, se identifica inmediatamente cuando un mensaje no es deseado, pero con el tiempo aparecen nuevos y engañosos camuflajes que disfrazan de auténticos unos mensajes que, sólo una vez abiertos, decubrimos que su propósito es narrarnos los prodigios de Viagra o invitarnos gratis al Caribe.

Yahoo y Sendmail quieren frenar esta invasión. Ambas compañías se han puesto de acuerdo para desarrollar un sistema de autentificación del remitente que impedirá, en la mayoría de los casos, que alguien que no conocemos nos envíe un correo electrónico y, sobre todo, frenará el uso de servidores desprotegidos como plataforma para el envío de millones de correos indeseados.

Según nos explica ZDNet , los que ambos proponen es \”la utilización de Domain Keys, un sistema que adjunta una llave encriptada a cada correo electrónico -con una llave en una librería pública y otra, que es privada, adjunta al mensaje-. Una vez el mensaje es entregado, el receptor comprueba la llave privada con la pública y verifica que el emisor es quien dice ser. En caso de que no sea posible identificar al emisor, se aplican la reglas y políticas contra spam que tenga el receptor\”.

La intención de ambas empresas es sacar el sistema en código abierto para que se convierta en el estándar de la industria rápidamente. Yahoo ya había explicado el año pasado que estaba trabajando con el concepto de DomainKeys, que ahora comparte con Sendmail, para una más rápida implementación.

Simple Mail Transfer Protocol (SMTP), el sistema de correo electrónico más utilizado, arrastra el problema de no haber previsto en su protocolo un sistema de reconocimiento de los emisores de los mensajes.

Un problema adicional originado por el spam es la acumulación de mensajes en direcciones de correo que ya no se utilizan, en las que, cuando el responsable quiere darse cuenta, se han amontonado miles de correos electrónicos que sobrecargan el servidor y empeoran el rendimiento de la totalidad del sistema.

También en Baquía:


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios