BAQUIA

Microsoft se porta bien

Microsoft ha aprobado su segundo trimestre fiscal con nota. Su nueva consola de video juegos Xbox y el sistema operativo Windows XP han contribuido de forma notable a que las cuentas estuvieran por encima de lo previsto por los analistas. La compañía lanzó la Xbox en noviembre, mientras que XP se empezó a comercializar en todo el mundo el pasado octubre. Aunque generalmente este trimestre siempre ha sido positivo para la firma estadounidense, los resultados han tranquilizado el parqué neoyorkonino, donde el valor de las acciones de la empresa dirigida por Bill Gates aumentaron 1,99 dólares hasta los 69,86. Menos benignos fueron los mercados fuera de hora, que hicieron caer los títulos hasta situarlos en 67,15 dólares.

Los beneficios de Microsoft en el segundo trimestre ascendieron a 7.740 millones de dólares, un 18% por encima de los 6.550 millones registrados hace un año. Los ingresos operativos fueron de 2.840 millones de dólares, lo que supuso un beneficio por acción de 49 centavos, dos más que en el mismo ejercicio de 2000. A pesar de esta perceptible mejora, Microsoft ha optado por la prudencia y ha preferido rebajar las previsiones de futuro ante las pesimistas perspectivas de venta de ordenadores personales e inversiones de las compañías en gasto tecnológico.

Los resultados presentados por Microsoft incluyen 660 millones de dólares de gastos concernientes a los juicios que mantiene la compañía contra dieciocho estados norteamericanos por supuestas prácticas monopolísticas. Otro aspecto que ha lastrado relativamente las cifras de la empresa ha sido el retraso en la venta de los títulos de su agencia de viajes online, Expedia.

Mientras que las ventas de Xbox y de XP se dispararon en el segundo trimestre, no hicieron lo mismo los sistemas operativos para servidores, un aspecto que ha preocupado a los analistas. El recorte en el gasto tecnológico de las empresas ha sido unos de los principales responsables de esta caída.

Microsoft se mostró muy orgulloso con los avances que está consiguiendo con su servicio de acceso a Internet MSN, que aún se encuentra a bastante distancia de AOL Time Warner. Recientemente el gigante de Redmond señaló que cuenta con 7,7 millones de suscriptores de su acceso a la Red. AOL dispone de 33 millones.