BAQUIA

Napster pide voluntarios probar para su servicio de pago

El servicio de intercambio de ficheros musicales (MP3), últimamente vendido a menos tras haber filtrado miles de canciones, todavía tiene pendiente lanzar su harto anunciado servicio de suscripción, con el que tratará de acabar de una vez por todas con problemas judiciales con la industria de la música.

Napster está pidiendo voluntarios entre su diezmado grupo de usuarios para poner a prueba el servicio de pago que tiene previsto que funcione este verano, aunque no se conoce la fecha exacta. La empresa ha puesto un anuncio en su sitio web en el que pide fieles para \”ser los primeros en estrenar el servicio de suscripción\”. Se supone que, de prosperar el servicio, el usuario convertido en cliente pagará entre 6 y 10 dólares al mes dependiendo de la cantidad de música que se quiera descargar. Además, las canciones \’bajadas\’ tendrán la calidad limitada —el formato de mp3 puede variar entre 32kbps y 320kbps según la comprensión a la que se somete el WAV— y no se podrán \’tostar\’ (copiar en CDs con grabadoras).

Esta llamada a los usuarios es el primer y único signo de vida del servicio de pago, anunciado por Napster tras el pacto con Bertelsmann, pero en el que el resto de las discográficas no confía mucho. Tanto es así, que de un tiempo a esta parte han multiplicado sus esfuerzos para acorralar y someter al servicio libre, lo que ha obligado a Napster a desarrollar filtros y otras argucias técnicas para alejar de su buscador miles títulos protegidos por copyright.

  • Más en News.com


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios