BAQUIA

Nasdaq: cualquier tiempo pasado fue mejor

En apenas dos años, el mercado tecnológico Nasdaq ha pasado de ser una tienda de lujo a convertirse en un rastrillo donde casi todas las partes pierden. El 10 de marzo de 2000, el índice alcanzó los 5.048.62 puntos. El pasado viernes, lamía los 2.000 al cerrar a 1.929.67, un 62% por debajo de lo obtenido hacía dos años.

Casi todos los países de Estados Unidos han sentido en sus carnes el dolor de este topetazo, aunque sin duda ha sido la Bahía de San Francisco, donde existe el mayor número de puntocom por kilómetro cuadrado, la que se ha salido más perjudicada. Algunos de los datos relativos a las empresas que trabajan en esta zona dejan a las claras de que las cosas sólo pueden mejorar. Y es que ir a peor es ya casi imposible.

  • De las 512 compañías ubicadas en la Bahía de San Francisco que cotizaban en el Nasdaq, 410 ha visto cómo sus acciones se despeñaban dos años después.

  • De estas 512, 163 se han dejado un 90% (o más) desde el 10 de marzo de 2000. Alguna de las \’apestadas\’ son JDS Uniphase, Inktomi, Ariba, Commerce One , o Palm. Casi nada…

  • El promedio de las 512 (diferencia entre el día de mayor y menor cotización) ofrece una caída del 72%.

  • Las acciones de 105 de las 512 firmas cotizaban a menos de un dólar el pasado jueves. Pero no se vayan todavía, porque aún hay más. De estas 105, 26 se cambiaban a menos de un centavo. Obviamente, la mayor parte de estas empresas se han declarado en bancarrota (Webvan, AtHome o Exodus Communications).

  • La mitad de las compañía, unas 227, venden sus títulos a menos de cinco dólares por acción. El problema es que muchas instituciones se niegan a adquirir títulos por debajo de los cinco dólares, lo que les lleva a seguir en su imparable caída.

    Lo dicho: es muy dificil estar peor.