BAQUIA

Oriente despierta a la Red (II)

Un estudio de Netvalue confirma el despertar de Oriente a Internet y ofrece resultados sorprendentes, tales como que los coreanos son adictos a la Red y navegan una media de 15,7 horas por usuario y mes, lo que descoloca el reciente informe de AC Nielsen que decía que los internautas que más navegaban en Asia eran los habitantes de Hong Kong.

Pero al margen de saber quiénes son los más adictos a Internet, el informe revela interesantes datos que confirman las tendencias del desarrollo de la Red en Asia, tales como que en Singapore y Taiwan los internautas se conectan mucho más que en Estados Unidos, que en Hong Kong impera la ley del Instant Messenger o que Corea es el absoluto vencedor en el mundo del audio y del vídeo. Oriente en la pool position.

Coreanos: los más hooked del mundo mundial

La adicción de los coreanos al ratón supera con creces a los internautas de todo el mundo y barren no sólo a otros habitantes de Asia (incluido Hong Kong), sino que también adelantan por la izquierda a estadounidenses, mexicanos, internautas del Reino Unido, Francia, Alemania o España, por ejemplo. Directamente se salen.

15,7 horas de media se pasa un coreano enganchado a Internet, mientras que los honkoneses les siguen con una media de 11,3 horas por persona. Los estadounidenses siguen de cerca a los honkoneses con una nada despreciable media de 10,8 horas por internauta. Singapur a la zaga con 9,8 horas y tras ella México con 8,7 y España con 8,3 horas de media. Si pensamos que la gran mayoría son recién llegados a la Red, no está nada mal. Según un informe de Nielsen/NetRatings, un 60% de los navegantes de Singapur entró en sitios de información y noticias durante noviembre.

IM o la locura de la mensajería instantánea

Se podría decir que el protocolo de Instant Messenger, amén de uno de los más usados (tan sólo el de AOL en noviembre sobrepasaba los 21,5 millones de usuarios), es el paradigma de la interconexión en tiempo real, del multimedia y de la interactividad, algunas de las características más cacareadas tanto de Internet como de la Sociedad de la Información, pero que al final por unos u otros motivos, no todos los estándares de comunicación cumplen.

El reino de la mensajería instantánea por excelencia ya tiene un nombre: Hong Kong. Es su terreno, su pasión, su más privada adicción y su principal debilidad. Los honkoneses en este ámbito parten la pana y desbancan al resto. Nada menos que el 62% de los internautas del mercado de Hong Kong están enganchados. Los más cercanos, pero a unas cuantas vueltas de distancia, son los navegantes de Singapore, con un 50,7% de usuarios conectados al IM. Ambas cifras dejan en pañales los datos de Estados Unidos, que según el informe rondan el 34,4% de usuarios. Ahí es nada.

Publicidad online en Asia: algunos números enormes

Según un estudio de International Data Corporation (IDC), el año pasado la publicidad online en Asia sólo supuso un 0,05% del total de la zona, pero se prevé que tenga un crecimiento de un 76% al año. La publicidad online crecerá a un ritmo anual medio del 76% entre 1999 y 2004, lo que supone saltar de los 67 millones de dólares negociados el año pasado a 1.150 millones en 2004.

Claro que, a largo plazo es muy fácil hacer predicciones. Sin ir más lejos, una previsión realizada por Jupiter, indica que para 2005 el negocio de la publicidad online generará un volumen de negocio de 28.000 millones de dólares en todo el mundo, lo que supone un crecimiento del 700% en los próximos cinco años. Habrá que esperar para verlo.

Comercio, correo electrónico y UMTS: menos euforia

Parece que en estas lides los orientales están más relajados. Los lugares que mandan más e-mails en Asia son Singapur y Taiwan. Estas zonas registran la actividad más candente de uso del correo, con una media de 54 correos-e (enviados o recibidos) por cada usuario al mes. Para hacerse una idea, en Estados Unidos la media está en 64,6 e-mails, aunque da un baño a algunos países de Europa, como Alemania, que tiene un 41,6 de media, o Francia y Reino Unido, con un 32,5 y un 38,9 correos enviados al mes por internauta de media respectivamente.

La asignatura pendiente, por ahora, parece ser el comercio electrónico. Aunque las cifras revelan que Internet tiene bastante peso para los asiáticos a la hora de consultar información en sitios de e-commerce, están aún muy por detrás de Estados Unidos y de Europa. Como muestra un botón: el mercado asiático registra una media de visitas entre el 45 y el 54%, mientras que los estadounidenses tienen una media de 73,1% de visitas en este ámbito. No parece que a los internautas asiáticos les llame por ahora mucho la atención las compras online, aunque el mercado está en pleno proceso de expansión y probablemente esta cifra aumentará cuando esté más maduro.

Tampoco parece haber calado muy hondo la tercera generación de telefonía móvil (UMTS) en Singapur, y la falta de interés de operadoras extranjeras por el reducido mercado (3,2 millones de personas) ha hecho a su Gobierno rebajar sus ambiciones. La subasta ha sido aplazada hasta abril o mayo según informó Infocomm Development Authority (IDA). Según las explicaciones oficiales, el país necesita más tiempo para negociar con las empresas locales y extranjeras las condiciones del concurso.

Banda ancha en Corea o el imperio de los sentidos

La incandescente afición de Corea por la Red, ha hecho que tenga uno de los mayores índices penetración de banda ancha (38%). Caldo de cultivo idóneo para poder disfrutar a toda velocidad de todas las posibilidades que la Red ofrece: el imperio de los sentidos. El paraíso de la imagen y el sonido es el absoluto ganador en cuanto al uso de este tipo de protocolos, ya que supera en más de tres veces el uso que de estas posibilidades hacen en Estados Unidos, por ejemplo.

Como ejemplo gráfico, se puede añadir que la tasa de penetración de la banda ancha en otras zonas del mercado asiático es inferior al 10,5% y que en Estados Unidos se sitúa en un 11%, según el informe de Netvalue. Sin duda, el enorme tirón del audio y del vídeo hará de Corea el lugar idóneo para el crecimiento y desarrollo de un fuerte mercado de contenidos para Internet.

China se pone las pilas

El despertar de China a las telecomunicaciones será uno de los más sonados. Por un lado, los bancos de inversión Morgan Stanley y Merrill Lynch han decidido suscribir la OPV de China Telecom. Junto a China Internacional Capital (CICC) ganaron la suscripción masiva de la oferta pública del primer operador de líneas fijas chino. La catalogación, que en principio se llevará a cabo a mitad de año, puede ascender a 10.000 millones de dólares, y puede convertirse en la OPV mayor de Asia (a excepción del territorio japonés).

El gobierno Chino ha decidido conceder licencias a dos portales chinos de Internet (SINA.com y Sohu.com) para publicar noticias a partir de la próxima semana, pero con restricciones. La estricta normativa de control de la información en China obliga a todos los sitios web a usar informaciones procedentes de los medios estatales.

Sin embargo, ejecutivos de ambas compañías han visto en estas licencias una evidencia de que ellos disfrutan del favor político, ingrediente esencial para hacer negocios en China. \”Sentimos que la concesión de esta licencia a SINA afirma nuestra posición de liderazgo y nuestra excelente relación con el gobierno de China\”, dijo Wang Shidong, director ejecutivo de la empresa, en un comunicado. \”Esta última licencia de noticias demuestra el compromiso del gobierno con la industria de la Internet en China\”, añadió. Caroline Straathof, portavoz de Sohu, dijo: \”Esto muestra que Sohu está entre los portales comerciales menos vulnerables. SINA y Sohu tienen una relación extremadamente buena con el gobierno ahora\”.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios