BAQUIA

¿Por qué llora tanto la SGAE…

Eduardo Bautista se ha sentado a dar una rueda de prensa en el Midem de Cannes para dar a conocer el balance de la entidad que preside durante 2004. Y de las cifras aportadas se desprende que, en general, la SGAE no tiene ni mucho menos tantos motivos para quejarse como habitualmente hace. El impacto de la piratería en los derechos de los autores no es tan grande como nos están vendiendo.

Habría mucho que decir acerca de las sociedades que gestionan la propiedad intelectual de los autores, bastante cuestionadas desde hace tiempo. No son pocos los casos en que se ciñen únicamente a actividades recaudatorias e intereses comerciales más o menos espúreos.

Señor Bautista: ¿Por qué la SGAE, que tiene los derechos de millones de autores, sólo ayuda a difundir a los que hacen obras megacomerciales? Sí, ya sabemos que es mucho más rentable, pero ¿no le parece un dato demoledor el que el 90% de lo que recaudan vaya destinado al 10% de los artistas? (que, por cierto, no son sólo los más comerciales, sino también los que menos guerra dan).

Seguir mansamente a las mayores discográficas es fácil, cómodo; lo difícil es prestar atención a los productos de escasa proyección, potenciar la preservación de nuestro legado artístico y cultural… El sector siempre va a la cola de la industria independiente, pero ¿qué más da? Poniendo un buen fajo de millones nadie necesita criterio e intuición.

Vayamos un poco con la piratería. En primer lugar, señores de la SGAE, estudiantes, militares sin graduación y estimado público en general, la industria siempre ha sido prepotente y abusiva con los consumidores. Lo fue cuando implantó los CD y desterró los vinilos: el CD, bastante más económico que el LP, subió de precio -malo para los autores, excelente para las discográficas que se dedicaban a pactar los precios entre ellas-.

¿Por qué la piratería no afecta tanto a las empresas del sector como nos quieren hacer creer? Porque una cantidad de lo que pierden por el top manta y las descargas llamadas ilegales lo ganan vendiendo reproductores de CD e incluso CD vírgenes. ¿La solución? Abaratar los CD.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios