BAQUIA

Un brillante futuro nanotecnológico

Prendas de vestir capaces de detectar anomalías en la salud o robots minúsculos implantados en el cuerpo humano para impedir la obstrucción de las arterias son algunos de los objetos que podrían ser realidad próximamente gracias a la nanotecnología, área que se pretende ahora impulsar en España.

La evolución de estas técnicas y su desarrollo futuro fueron analizados en San Sebastián durante la celebración de la primera asamblea general que organiza la Plataforma Tecnológica Española de Nanoelectrónica e Integración de Sistemas Inteligentes (Génesis).

Esta plataforma, que agrupa a administraciones públicas, centros tecnológicos, universidades y empresas, fue creada en 2005 para mejorar la competitividad del sector español de nanoelectrónica, a través del cual se desarrollan tecnologías que hacen posible la existencia de reproductores de MP3 que funcionan sin baterías o de potentes memorias del tamaño de un sello postal.

Representantes de varios centros tecnológicos integrados en dicha plataforma explicaron las potencialidades de estas técnicas que, según pronosticaron, provocarán una auténtica revolución social, ya que estarán presentes en multitud de objetos de la vida cotidiana como la ropa, los electrodomésticos o los transportes.

El director general del Cluster de Telecomunicaciones de Euskadi (Gaia), Tomás Iriondo, dijo que en este campo se va “más rápido de lo que la mente puede imaginar”, ya que las “películas de ciencia ficción” pueden hacerse realidad.

Entre los objetos que podrían fabricarse, Iriondo se refirió a la comercialización de prendas de vestir con sensores que detecten anomalías en la salud y activen, en ese momento, sistemas que podrían ir desde la dosificación de cápsulas, integradas también en la ropa, hasta la petición de una ambulancia.

La implantación de nano-robots en el cuerpo humano para atender ciertas alarmas como la obstrucción de arterias, teléfonos móviles con prestaciones ahora inimaginables y aparatos de tamaño irrisorio también se podrían fabricar en el futuro gracias a estas técnicas.

El objetivo de la plataforma Génesis es aunar esfuerzos de empresas, universidades y centros tecnológicos para potenciar un área que se prevé tenga un gran impacto en la vida cotidiana, dado que objetos tan simples como una ventana pueden tornarse en inteligentes y modular la cantidad de luz que los atraviesa.

Responsables de Génesis reconocieron que en España en períodos anteriores sí existía cierta “masa crítica” dedicada a este área que, lamentablemente, desapareció por los acontecimientos económicos, y que ahora se trata de recuperar.

Luis Maeso, del Centro de Desarrollo Tecnológico y Científico, dijo que “las fuerzas están bastante diseminadas en España”, donde la “línea de salida” está un “poco más atrás” que en otros países de Europa, aunque quizás es el “mejor momento” para cruzarla.

El representante del Centro Nacional de Microelectrónica, José Millán, aseguró que, de todas maneras, el “tren no se ha perdido”, aunque quizás “esté pasando por la estación” y sea el momento de cogerlo en marcha.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios