BAQUIA

Varias compañías toman posiciones para atacar un suculento mercado

Con el enorme crecimiento de Internet en Latinoamérica, huelga subrayar que el mantenimiento del contenido (los nodos) orientado hacia el público latiniamericano también aumentará tremendamente. He aquí un suculento mercado para las empresas de telecomunicaciones orientadas hacia la región. Tratemos de desvelar los principales claves que tienen que descifrar las compañías que quieran triunfar en el sector del webhosting latinoamericano.

¿Que tamaño tiene el mercado?

Según datos de un reciente estudio de Merrill Lynch, en el año 2005 será un mercado de 1.500 millones de dólares anuales, y para 2010 tendrá un volumen será de 3.600 millones de dólares al año. El crecimiento será tremendo ya que el año que viene sólo se registrará una facturación de 92 millones de dólares. Los principales factores de crecimiento son el crecimiento de internautas en la región, así como del contenido orientado hacia ellos. Pero es que además, las funciones de los nodos de la región aumentarán mucho en los próximos años. ¿Un botón de muestra? Mientras que el 50% de los nodos empresariales estadounidenses tienen actualmente funcionalidades de comercio electrónico, sólo el 20% de los latinoamericanos disponen de ese servicio.

¿Cómo se repartirán el pastel del mercado los diferentes países?

Según el mismo informe de Merrill Lynch, Brasil contará con un poco más de dos quintos de este mercado, México un cuarto y la Argentina un quinto. El resto de Latinoamérica (en especial Chile) dispondrá del 10% restante.

¿Qué márgenes deja este negocio?

Se trata de márgenes muy interesantes. Los márgenes de EBITDA (beneficios antes de intereses impuestos y amortizaciones) a largo plazo están en torno al 35%.

Pero es que además genera ingresos adicionales…

Exacto; esto es cierto sobre todo para las empresas de telecomunicaciones que son propietarias de la mayoría de las redes en los respectivos países (Telmex, Embratel, Telecom Argentina, Telefónica Argentina). Si estas compañías obtienen clientes para los servicios de webhosting, no sólo facturarán por estos servicios, sino que además les cobrarán por facilitarles la conexión a través de sus redes. Se calcula que por cada dólar de ingresos en concepto de webhosting hay, por lo menos, tres más por los ingresos por conectividad. Este múltiplo incluso puede llegar a ocho veces.

¿Cuánto cuesta construir un centro de datos?

Esta es otra parte bonita de la historia. Los gastos de capital no son muy altos. Por lo general, en Latinoamérica construir un centro de datos de unos 9.300 metros cuadrados cuesta entre 35 y 40 millones de dólares. En México aún menos, ya que las tarifas de importación de los servidores son más bajas debido a que pertenece al Nafta.

Entonces, la inversión resulta rentable en un espacio de tiempo relativamente corto…

Según Denise Fiallo, analista de Merrill Lynch, muchos de estos centros empezarán a ser rentables entre 12 y 18 meses después de su construcción. Algunos de estos centros de datos sólo requieren la utilización de un 25% de su capacidad para llegar a la rentabilidad. En EEUU el umbral de la rentabilidad se alcanza con una capacidad del 50%. El umbral más bajo para Latinoamérica se debe a que los precios del webhosting, al menos al principio, serán más altos que en EEUU.

¿Que empresas se están moviendo más?

Hay algunos pure plays. Ahí están PSInet y, sobre todo, Optiglobe. Es decir compañías que se centran exclusivamente en este segmento específico de las telecomunicaciones. Optiglobe planea gastar 1.500 millones de dólares hasta el año 2002 en la construcción de centros de datos. Lo original de la estrategia de esta compañía es que es \’neutra\’ en cuanto a la Red que utilizarán sus clientes, lo que le permite rebajar los costes de conexión. Optiglobe tiene acuerdos con 12 empresas de telecomunicaciones para conectar sus centros de datos con las redes de esas compañías.

¿Y las grandes telefónicas?

Parece que Telmex es la que tiene su estrategia más avanzada. Cuenta con una unidad denominada Triara, en la que tiene una pequeña participación Hewlett Packard, que se dedicará a proporcionar estos servicios en México. Se espera que Triara, que ya tiene 2.000 clientes, tenga por lo menos un 60% de este mercado en México, en línea con la cuota de mercado de Telmex en otros sectores en los que ya hay bastante competencia. La participación de Hewlett Packard le facilita a Telmex importantes conocimientos que HP ha obtenido en el mercado estadounidense.

Embratel en Brasil se está enfocando especialmente en servicios de colocation, para más adelante entrar en el mercado de managed hosting (mayor valor añadido), cuyos servicios dejan un margen superior. Embratel está participada por Worldcom, que dispone de importantes activos en el sector de webhosting,como su unidad Digex. Estos activos le pueden venir muy bien a Embratel para la transferencia de conocimientos además de proporcionarle conectividad internacional.

¿Qué pasa en Argentina?

Telefónica Argentina aún no ha articulado claramente una estrategia. Aunque seguro que ésta pasará por asociar su centro de datos en Buenos Aires, que estará listo en el 2001, con los de las otras compañías de Telefónica en la región (Lima, Santiago, Sao Paulo y Miami). Todos estos centros serán puestos en funcionamiento en los próximos doce meses. Telecom Argentina está optando por una estrategia más conservadora, centrada en torno a su ISP en Argentina.

¿No les vendría bien a las telecos latinoamericanas asociarse con empresas que ya tienen experiencia en el enorme mercado estadounidense?

Sí y por partida doble. Por una parte, para disponer de conocimientos obtenidos en el mercado estadounidense (mucho más desarrollado). Este es el caso de Diveo, que tiene a IBM como cliente en Argentina, Brasil y México. A cambio IBM gestiona los propios centros de datos en esos países. Esta alianza con IBM le permite a Diveo aumentar la gama de servicios que le ofrece a terceros.

Además, hay importantes colonias de brasileños, por no hablar del enorme número de hispanos que viven en Estados Unidos. Estos internautas estarán encantados de acceder con mayor rapidez a las páginas de las empresas latinoamericanas. Para esto es necesario que sus nodos, además de estar mantenidos en las principales ciudades latinoamericanas, también lo estén en los grandes centros hispanos de EEUU (Los Angeles, Miami, Nueva York, Houston, etc.).

Las compañías estadounidenses con presencia en Latinoamérica tienen una ventaja esencial en este sentido, ya que pueden ofrecer servicios integrales a sus clientes. Así, AT&T Latinoamérica puede proporcionar servicios de hosting tanto en Sao Paulo como en las grandes ciudades estadounidenses a través de su matriz AT&T. En parecida situación están PSInet, o Embratel (a través de su asociación con Worldcom).


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios