BAQUIA

Vivendi busca volver a la industria del videojuego de cualquier manera

Vivendi fue una importante distribuidora a principios de la época de los 2000. Gracias a ellos los jugadores tuvieron la oportunidad de disfrutar en sus consolas con juegos tan clásicos como Crash Bandicoot o Spyro the Dragon. Su final se dio en el año 2008 cuando Activision compró la filial Vivendi Games fue fusionada con Activision para crear el gigante Activision Blizzard.

Crash Bandicoot - Vivendi

En las últimas semanas, Vivendi, cuyos beneficios principales llegan de Canal+ Francia y de Universal Music, ha mostrado su interés en volver a la industria de los videojuegos con la adquisición de Gameloft, compañía francesa creada por Ubisoft y lo ha realizado de una forma que ha gustado muy poco a la familia Guillemot, que controla la distribuidora y desarrolladora de videojuegos gala. La OPA lanzada por Vivendi ha sido rotundamente rechazada por parte de Gameloft con una serie de puntos que ha hecho públicos:

  • Las condiciones financieras de la oferta, que no reflejan la valoración intrínseca y expectativas futuras de Gameloft, reflejadas parcialmente en el precio de las acciones de Gameloft.
  • El impacto negativo en el personal de Gameloft, debido a la naturaleza hostil de la oferta de Vivendi, y en particular en sus equipos creativos y su dirección, quienes valoran firmemente la independencia de la compañía.
  • Las condiciones por las que Vivendi ha aumentado su participación en Gameloft desde el 22 de septiembre de 2015, las cuales el consejo de administración considera que han engañado y perjudicado negativamente a accionistas minoritarios que vendieron sus acciones a Vivendi.

El último movimiento de Vivendi ha sido ampliar la oferta de 6 euros por acción a 7,20.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos



Comentarios