BAQUIA

La banca española se enfrenta a poderosos retos en el pago móvil

La banca española se ha convertido en pionera en diseñar estrategias de pago por móvil y ha sabido aprovechar el auge de las nuevas tecnologías en la población. Sin embargo, los expertos creen que todavía tiene que enfrentarse a poderosos retos ante la llegada de nuevos competidores.

El uso masificado del teléfono móvil ha influido de manera notable en el comportamiento de los clientes y usuarios de la banca tradicional.  El sector bancario se ha visto obligado a diseñar una nueva política en tecnología, con la consiguiente inversión que ello ha supuesto. Es sin duda un entorno cambiante amenazado por la transformación digital y marcado por la entrada y uso de nuevos canales.

pago con móvil

Imagen: Wikimedia,org

Los usuarios ya utilizan su smartphone para pagar pequeñas transacciones, gracias al uso de la tecnología NFC, muy similar a las nuevas tarjetas bancarias sin contacto, las llamadas contactless, que realiza la compra con tan solo acercar el dispositivo al datáfono.

 

El responsable de innovación y desarrollo de nuevos productos de Barclaycard, Manuel Romero, tal y como se puede leer en Efe Futuro, comentó que el impacto de los pagos móviles es una “realidad masiva” que podría suponer unos 490 millones de usuarios activos en 2021, y entre el 5 % y el 10 % de todos los pagos en el Reino Unido del año 2020.

El sector bancario, a pesar de que en España haya sido pionero en la aplicación del pago por móvil, se encuentra en alerta con la llegada de gigantes tan poderosos como Google, Facebook o Amazon al negocio de utilizar el móvil para realizar las compras.

Los bancos parecen reaccionar ante la nueva amenaza, por muy poderosos que parezcan los recursos de estas empresas. La apuesta principal del sector ha sido la creación de aplicaciones móviles con funcionalidad de carteras, las que aparecen en la tienda de apps con el apellido wallets. Los usuarios cada vez utilizan más este tipo de programas en sus móviles.

Pero a pesar de la buena acogida de estas carteras virtuales, los bancos conocen que necesitan dar más al cliente, sobre todo a nivel de seguridad. Si muchos usuarios no han dado el salto definitivo y abandonado su antigua tarjeta de débito o crédito es por la aparente inseguridad que ofrecen los terminales móviles. ¿Cómo se va a pagar con el móvil?, se preguntan muchos. Es ahí precisamente el punto exacto en el que el sector bancario puede sacar ventaja, explicando las medidas de seguridad a sus clientes de forma mucho más cercana que lo que lo puede hacer Google, Amazon o Facebook.

Incluso se podía crear algún modelo de fidelización por utilizar el pago a través del teléfono móvil, con descuentos que premien al momento las transacciones que se lleven a cabo. Las ventajas por el uso siempre atraen a los clientes y es el método que podrían utilizar los bancos para rescatar a todos esos clientes atraídos por los nuevos actores en el pago por el móvil, según afirman diferentes expertos.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios