BAQUIA

Cuando un partido de tenis se convierte en gesta.

He visto cientos de partidos de tenis. Nunca uno como ayer. Nadal empezó demoledor con un Federer que parecía imnotizado e incapaz de reaccionar.Durante dos sets fue un festival Rafa.De repente, llegó la lluvia en ayuda del número uno del mundo que tuvo tiempo para analizar su juego y volvió a la pista convertido en el número uno que es. El tercer set fue ya una lucha de titanes entre el número uno y el dos del mundo de tu a tu y con alternativas increíbles para ambos. Lo ganó Federer y empecé a temer que Rafa no fuera capaz de sobreponerse a la lluvia de aces del campeón. El cuarto set fue más de lo mismo, Rafa le tuvo contra las cuerdas con un 5-2 en el tie-break, Federer le remontó y terminó ganando de nuevo el set. Llegamos al quinto. Seguía el festival de aces de Federer con intercambios increíbles por ambas partes. Reconozco que di el partido por perdido. No había nada que hacer, Federer seguía siendo el campeón de Winbledon. Llegaron al 6-6 y se puso el marcador del ojo de alcón a cero para ambos. 3 controles de nuevo para cada uno. La emoción era ya inaguantable, cada juego que ganaba Federer ponía a Rafa contra las cuerdas. El resto es ya historía, Rafa consiguió romper el servicio de suizo en el octavo juego y se puso por delante. Consiguió ganar su servicio, ganar Winbledon y dejarme a mi como si hubiera sido yo el que jugó. Rafa eres….la milk.Federer you are still number 1.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios