BAQUIA

El spam y el marketing viral

El spam se basa en que, estadísticamente, un porcentaje muy pequeño de los que lo reciben, contestan a él. Ahora, la proliferación de blogs y entornos no comerciales de contenidos, está generando un nuevo formato de spam, el spam en los contenidos. Los primeros formatos, planteados de forma automática, eran muy obvios y fáciles de detectar, ahora la cosa está cambiando. Se paga a una serie de “spameadores de bolsillo” para que contesten en los comentarios de los blogs, en un formato que parece un comentario real, pero apuntando a su URL en el que “venden juventud, largueza de pene o descomunales pechos o ingresos increíbles”. Es mucho menos molesto, más eficaz y, en muchos casos, el spameado ni se da cuenta de que está contribuyendo a que alguno de sus lectores piquen en el engaño. Solo les delata el nombre de su presencia Web, “ganar dinero”, “chico potente”, “mujer espectacular”… Es decir, este tipo de spameadores han pasado de la invasión masiva al marketing viral. Tan sencillo como eso, luego incluso, algunos de ellos se ganarán la vida diciendo que son expertos en marketing online.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios