BAQUIA

La maravilla del iPhone

No, no es el mejor teléfono que haya tenido nunca. En realidad, como teléfono es mediocre, sin embargo, como computador de bolsillo es único y, a medida que me voy comprando -o descargando gratis- aplicaciones de todo tipo, me doy cuenta hasta que punto su uso me está -realmente por primera vez- independizando del puesto de trabajo.

Tiene el inconveniente de la batería. Conectado a 3G o WiFi la liquida en unas cuantas horas de forma tal que, si viajas, tienes que llevar un cargador entre los dientes para aprovechar cualquier enchufe y conectarte a la red para una recarga que te deje seguir conectado. El AVE, con sus enchufes por asiento, es una delicia para ir trabajando y poder seguir conectado. RENFE tendría que colaborar con Apple para instalar una red WiFi que permitiera evitar las irregularidades del 3G y que el trabajo no se interrumpiera de forma constante.

Llevas tanta información contigo que lo más difícil es ser consciente de ello. Muchas veces andas buscando algo sin acordarte que solo tienes que conectar el iPhone para tener la información que necesitas. Entiendo que los usuarios de la Blackberry hablan lo mismo de su equipo y que, hasta ahora, su sistema de correo electrónico era el mejor del mundo, sin embargo, desde que tengo Google Apps y puedo acceder a él desde el iPhone, tengo acceso, no solo al correo electrónico, sino a todos mis ficheros.

Es una delicia que hace mi vida mucho más….conectada, si cabe.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios