BAQUIA

Estrechar la mano a mis seguidores virtuales

Cada día es más frecuente. Se acerca a mi una persona (más hombres que mujeres desgraciadamente…) que me dicen, te sigo en Twitter o llevo meses leyendo tu blog y me saludan efusivamente. Es curioso, quizás no estoy todavía muy acostumbrado pero me encanta conocer a gente que son un seguidor de lo que digo, escribo o pienso en cualquier momento. Puedo parecer seco y distante al inicio, hasta que me entusiasman con algún comentario de lo que hacen, pero, en todos los casos, agradezco el paso al frente de esto seguidores.

¿Como agradecerles el que, entre tanto ruido como existe en la red me presten unos segundos de atención a diario? Ahora que he empezado a seguir algunos de los personajes más famosos de EE.UU. con mayor número de seguidores -algunos tienen más de 1,5 millones de ellos- me doy cuenta de la distancia entre ese país y el nuestro. Enrique Dans, probablemente, quién mayor número de seguidores tiene en nuestro país, está ya por los 70.000 creo, todavía apenas un 5% de los magnates \”twitteros\” de EE.UU. Lo cual, si hacemos proporcional el número de internautas americanos y españoles, no está demasiado lejos de lo que debería ser una proporción de liderazgo en cada uno de los países.

El caso es que, como comentan alguno ya en sus \”tweets\”, hay que tener cuidado en invitarles a ver tu Web, si les gusta y tweetean sobre él, te lo pueden tirar por un tráfico inesperado. Un nuevo negocio para \”Twitter\” sería aliarse con sus mejores usuarios y compartir con ellos campañas de marketing viral…

En fin, que no deja de asombrarme el cambio de tercio entre lo físico y lo virtual…


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios