BAQUIA

El matrimonio CEO

Rzamo, un lector de Infoman, me plantea:

\”Hola Rodolfo,

Quería hacerte una consulta sobre el primer criterio de selección que mencionas: \”la calidad del equipo directivo y su compenetración\”. ¿Qué opinión, experiencias tienes sobre socios que son pareja?.

El otro día medio en broma, medio en serio, alguien me dijo, \”yo si viene a pedirme financiación una start-up donde los socios son pareja le aplico una prima de riesgo\”.

En mi opinión creo que es un prejuicio el suponer que ser pareja implica mayor riesgo. Emprender no es tarea fácil, son muchas horas de dedicación, esfuerzo y tener a tu \”otra mitad\” implicada hace que la comprensión y la compenetración sea total. Nadie te va a mirar mal por llegar a casa a las mil, por tener que anular tus vacaciones, por tener que ajustarte un mes (y otro y otro… ) los gastos.

Gracias y un saludo.\”

Mi contestación:

Prefiero que no sean pareja, a pesar de ello hemos invertido en algún equipo que son pareja. Es decir, una cosa es la regla general y otra, diferente, la decisión de inversión concreta.

La razón por la que una pareja agrega problemas a un lanzamiento de una start-up es porque no dejan nunca de trabajar. Se van a casa y la batalla sigue. Al cuerpo humano le viene bien desconectar y poder utilizar a tu pareja como espejo que no está involucrado pero te da una sincera opinión que tiene mucho valor.

En el lado positivo, como bien explicas tú, ambos compartis el mismo problema y sabéis lo que cuesta sacar adelante una empresa por lo que no hay horarios y le dedicáis más tiempo que un CEO que tiene otra pareja que reclama su atención desde casa.

En general, lo más importante es que cada uno tenga un espacio propio en la empresa y una responsabilidad bien delimitada y, sobre todo, que no intenten hacer todo al unísono, quemando el tiempo de dos personas en una gestión que podría hacer una de ellas.

Como en casi todo, no existe un caso idóneo, puede ser mucho peor -y eso no lo sabes nunca cuando inviertes- que tenga una mujer/marido con el/la que está/é a la gresca y, en mitad del proyecto, se divorcian causando todo tipo de problemas a la empresa.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios