¿Cómo ha cambiado en la última década el mercado laboral?

Durante la última década el mercado laboral ha ido evolucionado de forma cada vez más rápida. Factores como la globalización y la llegada de las nuevas tecnologías han revolucionado los procesos de selección de personal de las empresas, aunque el objetivo sigue siendo el mismo: buscar y encontrar profesionales cualificados y formarlos para su permanencia dentro de las organizaciones.

La situación de inestabilidad económica en la que nos encontramos ha contribuido también a agilizar la selección de personal, para que las empresas puedan encontrar rápidamente los candidatos que mejor encajan para el puesto de trabajo y para que los candidatos tengan a su disposición un gran número de herramientas para encontrar empleo.

La consultora especializada en RRHH Page Personnel ha analizado los grandes cambios que han afectado al mercado laboral durante los últimos años:

1. Búsqueda. A internet y las webs de empleo generalistas o especializadas se han sumado las redes sociales profesionales (Linkedin, Xing, Viadeo) o generales (Facebook), así como todo el entorno Web 2.0. (Twitter, blogs, etc.).
2. Envío. Los portales de empleo online permiten enviar el CV en formato electrónico. Además, es posible enviar el currículo directamente a las empresas, ya que casi todas disponen de dirección de e-mail para la recepción de las candidaturas. A ello hay que añadir el reciente fenómeno de códigos QR y de las aplicaciones para smartphones que permiten moverse cómodamente por Internet y acceder a las ofertas de trabajo, gestionando las candidaturas
3. Entrevistas. No se analiza únicamente un perfil psicológico personal, sino las capacidades y competencias profesionales y personales que los candidatos pueden llegar a desarrollar. Otro aspecto que ha cambiado es que, debido a una cada vez mayor movilidad geográfica, muchas veces las entrevistas no se realizan personalmente. Gracias a las nuevas tecnologías se puedan realizar entrevistas a candidatos desde la distancia a través de Videoconferencias e Internet.
4. Permanencia en las empresas. La permanencia dentro de las empresas es menor que antes. Lo habitual actualmente es que cada 4-5 años se cambie de roles y responsabilidades buscando un crecimiento profesional, sea dentro de la misma compañía o en otra.
5. Movilidad internacional. El dominio de idiomas, junto con una mayor preparación académica, profesional y una globalización de los mercados y las empresas, facilitan una búsqueda internacional o un traslado al extranjero dentro de la propia compañía.
6. Formación. Las empresas requieren una formación cada vez más especializada en áreas ya no sólo técnicas, como Ingenierías o Informática, sino también en las de Administración, Recursos Humanos y Marketing, entre otros. En los últimos años muchas áreas han ido evolucionando, como la de Marketing online, y para las que se necesitan profesionales cualificados con una formación especializada, como es el caso de los Community Manager.
7. Especialización. Cada profesional ocupa un rol y un desarrollo específico dentro de las estructuras de las compañías, con la necesidad de conocimiento específico que ello conlleva. A esa especialización funcional hay que sumarle, en muchos casos, una especialización sectorial.

“Las compañías tienden a una selección especializada, pasando del modelo de un psicólogo que lo mismo selecciona a un abogado fiscalista, a un ingeniero de procesos, a una secretaria, a un programador Java, a un community manager o a un contable a un modelo de selección especializada, en el que los consultores tienen una formación y experiencia en el campo en el que van a seleccionar, convirtiéndose en expertos tanto de la materia como del mercado y sus candidatos.”, explica Jaime Asnai González, Directopr Ejecutivo de Page Personnel.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios