A las discográficas les fastidia la plataforma de música de Amazon

Amazon ha presentado Cloud Drive y Player, para almacenar y reproducir nuestra música en casi cualquier dispositivo (salvo los de Apple) con conexión a Internet. Lo ha hecho con un servicio gratis ampliable a precios razonables, ofreciendo compatibilidad y adelantándose a sus rivales. Pero eso no le parece bueno a todo el mundo, y no nos referimos precisamente a Apple y Google.

Las que parecen descontentas son las discográficas, que con un aire de "no es lo que ha hecho, es cómo lo ha hecho" se lamentan por no haber sido advertidas y porque -cómo no- consideran que sus acuerdos con Amazon para vender canciones en la tienda online no cubren ese servicio. Aunque ninguna ha hecho comentarios oficiales, se multiplican las confidencias off the record insinuando que el producto podría ser ilegal, o requerir más licencias.

Por contradictorio que parezca, o nos pareciera en un principio, la forma de gestionar sus derechos que tienen las discográficas parece indicar que el momento en el que todos estemos escuchando música, en todas partes y desde todos los cacharros, es algo así como el día del Juicio Final.

En este caso, sus quejas parecen ser principalmente que Amazon no les pidió permiso para lanzar sus nuevos productos (uno de almacenamiento, Cloud Drive, y otro de reproducción, Player). Pero dada la afición que han desarrollado últimamente por demandar a mansalva y por cifras astronómicas, no faltan los que esperan a ver si finalmente acuden a los tirbunales, asegurando que Amazon ha infringido sus licencias.

Por su parte, Amazon afirma que no necesitan una licencia para almacenar música, y que la función de su servicio es la misma que la de un disco duro. Pero este argumento no ha convencido nunca a la industria del entretenimiento, y no está claro qué actitud van a tomar.

Además, dado que tanto Apple como Google tienen planes de lanzar un servicio similar que ofrezca música online, los sellos discográficos y los estudios de Hollywood tendrán que decidir si demandan a todo el mundo, si se resisten a dar su consentimiento sin más dinero de por medio o si pasan por el aro, y si lo hacen para todos o sólo en algunas plataformas.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios