Twitter, el canal social más emocional

Por Germán PIñeiro, Consultor de marketing

A la hora de hacer marketing en redes sociales nos encontramos con grandes diferencias entre lo que podemos hacer en Twitter y lo que podemos hacer en Facebook. Para mí, Twitter es el más "emocional" de los canales sociales y le sienta muy bien el término de microblogging. Emocional porque si una empresa crea un tema del cual aprehenderse para hacer su campaña y dispone de:

• Muchos seguidores (volumen).

• Seguidores afines (calidad, no seguidores al azar).

• Potenciales clientes (segmentación territorial, si desarrollo mi campaña en España y vendo en España no me sirven los seguidores de otras partes).

Si se tiene todo esto y una BUENA IDEA, podremos llevar a cabo casi cualquier propósito de comunicación a través de Twitter, bien directamente o bien a través de un especialista en social media o consultor de marketing.

¿Y qué vendrá con ello?

• Vendrán más y nuevos seguidores, también afines

• Nuestros seguidores conocerán nuestra dirección de Twitter, la memorizarán, sabrán que nos llamamos por ejemplo @elblogdegerman y estarán expectantes de nuestros próximos tweets.

• Tendremos retweets abundantes, lo que llevará a tener más seguidores y a llegar a un publico objetivo mayor a través de recomendaciones.

Ahora bien; Twitter es una masa incontrolable de opinión y casi todas las redes de blogs o blogs independientes tienen plugins automáticos en sus plataformas de publicación que le permiten publicar URLs acortadas cada vez que se publica algo en su dominio.

Esto no es hacer un uso de Twitter natural, sino automatizado; esto no es hacer promoción o comunicación en redes sociales, tampoco copiar y pegar las URLs en Facebook, Tuenti o donde sea; es uno de los errores más comunes de conceptualización de las capacidades de las redes sociales.

Copiar y pegar URLs acortadas con alguna breve reseña o el título, hacerlo automáticamente o manualmente; sólo contribuye a una mínima parte a generar presencia y es un porcentaje que rara vez hace saltar la curva de tráfico del sitio web.

¿Por qué?

Porque la gente no entra a Twitter para comprar algo o para buscar algo; por ejemplo; si uno quiere informarse sobre algún aspecto de la nutrición, por ejemplo "Recetas para diabéticos", raramente buscará en Twitter, es mucho más probable que busque en Google y termine leyendo en un blog independiente o en un sitio de alguna marca que ofrece productos para diabéticos.

Entonces, ¿por qué todos twittean con hashtags y ponen #recetasdiabetes #recetasfaciles #recetasceliacos, etc? Porque si tú tienes muchos seguidores, hay un % que va a ver el tweet y va a entrar por la curiosidad generada en ese momento.

Acotar, especificar

Es mucho mejor aprovechar al máximo lo que uno tiene para ofrecer y utilizar Twitter con el fin de entretener y aportar a la gente que está allí dando vueltas, siempre en base a temas.

Por ejemplo, si tienes un sitio web que vende artículos deportivos, es bueno dedicarle un tiempo a generar metagrupos de Twitter afines con un determinado jugador, por ejemplo. Si tienes un sitio de recetas para celíacos, forma una cuenta de Twitter con gente solamente interesada en ese tema. Busca las fechas clave (el día del celíaco), y ese día intenta dejarte llevar por lo que ves que se va comentando en la web al respecto.

Si no tienes mucha creatividad y quieres definitivamente tener éxito en Twitter, búscate un colaborador que sí la tenga, que se ponga a "jugar" o se preste para la "sana discusión". Y si tienes algo para ofrecer, aprovecha la magia del gratis, del sorteo, del concurso; palabras que siempre ejercen una fuerza extra de atracción.

Organiza concursos en Twitter utilizando por ejemplo un hashtag particular, que permita a la gente hacer clic en él y ver lo que han puesto los demás participantes; técnica cada vez más utilizada para generar grandes grupos afines y que trascienden una vez finalizado el evento en cuestión. Estos hashtags posteriormente podremos seguir alimentándolos de contenidos interesantes para la gente de este determinado metagrupo con intereses concretos.

Lo demás viene por añadido y constancia. Si todos están pendientes de ti, si mucho de lo que dices lo retwittean, si te has buscado buenos aliados con poder de influencia, si el hashtag que te inventaste ya lleva varias páginas, cuando pongas un link, recibirás muchísimas visitas, tendras a tus clientes y potenciales clientes informados de primera mano, y Twitter será para ti un gran aliado.

Ahora bien, nada de esto se genera invirtiendo media hora al día. La magia en el marketing –aunque algunos no lo crean- no existió nunca, y esto sigue igual que siempre.

Lo que no funciona en Twitter

• Seguir y tener seguidores al azar, de modo masivo.

• Utilizar cualquier frase o palabra como hashtag; debe ser una palabra clave, lo muy buscado siempre es mejor.

• Twittear automáticamente el 100% de tus twitts.

• Retwittear automáticamente o crear un bot.

• Aprovechar hashtags muy twitteados para promocionar algo no afín al término.

• Pensar que si funcionó una vez, va a funcionar siempre.

Twitter es uno de los reductos virtuales más humanos que existen. Por eso el término "emocional" se adecúa muy bien a él, por no ser tan expuesto y no exaltar tanto el vínculo como Facebook. El éxito en Twitter siempre viene de la mano de algo que hace estallar al mundo: por esa noticia impactante, por ese equipo deportivo que quita el sueño a las masas, por ese comentario que hizo el presidente, por una nueva ley que se aprobó…

En fin; en tanto entendamos cuál es el motor de Twitter, mejor podremos nadar en él. Hasta ahora, un espacio virtual sin competencia para hacer llegar nuestro mensaje y comunicar los valores de nuestra marca o empresa.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios